Eclipse – Megalomanium

Eclipse_Megalomanium

Nuestra Nota


8 / 10

Ficha técnica

Publicado el 1 de septiembre de 2023
Discográfica: Frontiers Music s.r.l.
 
Componentes:
Erik Mårtensson – Voz
Magnus Henriksson – Guitarra
Victor Crusner – Bajo
Philip Crusner – Batería

Temas

1. The Hardest Part Is Losing You (3:25)
2. Got It! (3:29)
3. Anthem (3:27)
4. Children of the Night (3:29)
5. Hearts Collide (3:12)
6. I Don’t Get It (3:05)
7. The Broken (2:54)
8. So Long, Farewell, Goodbye (3:30)
9. High Road (3:38)
10. One Step Closer to You (3:25)
11. Forgiven (4:42)

Multimedia




Escucha y compra

Este disco en Amazon: Eclipse – Megalomanium
Todos los discos de Eclipse en Amazon


¡Qué sorpresa más agradable! Sabía que habían sacado un single, pero desconocía que mis amados Eclipse lanzaban nuevo trabajo ya. Y, para mí, eso es siempre una buena notícia.

Los de Erik Mårtensson se cruzaron en mi vida allá por 2012 o 2013, cuando conocí su Bleed and Scream (2012). De inmediato me enamoré de su música, tenían todo lo que buscaba en aquella época: melodía a raudales, grandes estribillos coreables, un rollo enorme y canciones que, enseguida, se hicieron inmortales.

Disco a disco fueron afianzando su lugar en mi corazoncito, aunque ciertamente cada disco estaba más orientado a himnos, quizá con alguna excepción. Discos como su último Wired (2021), Paradigm (2019) o Monumentum (2017) así lo atestiguan.  Por si no fuera poco, en directo iban (van) ganando posiciones en los gustos de los hardrockeros. Y aún más, su simpatía y sinceridad en las entrevistas que les hemos hecho, tanto a Erik como a Magnus, ya ha roto cualquier expectativa que pudiéramos tener. Eclipse son unos grandes de estos días.

Así que sí, grata sorpresa ver ese logo y esa portada, aunque prescinda de la mítica calavera y su corona. A priori me espero «más de lo mismo», cosa que ya me gusta. Por más de lo mismo me refiero a hard rock melódico, bien hecho, coreable, hímnico y divertido. ¿Estaré en lo cierto? Antes de entrar y darle al play, repasemos un poco. Estamos anter un álbum de 11 temas y de 38:10 minutos de duración. Es decir, van al grano, como nos tienen acostumbrados, dejándose de florituras. La cosa, de momento, pinta bien.

Sobre el disco y su carrera, Mårtensson dice:

«Desde el disco anterior, Wired, hemos tenido la suerte de poder tocar para muchos públicos diferentes en todo el mundo. No importa dónde estemos, siempre encontramos la manera de conectar con la gente a través de esas raíces iniciales de la música rock ‘n’ roll. Megalomanium es precisamente eso: es ECLIPSE rindiendo homenaje a toda nuestra creciente base de fans a través de los elementos que se han convertido en básicos en el catálogo de la banda, pero también atreviéndose a aventurarse en nuevos territorios y sonidos inexplorados.

Megalomanium es un álbum impregnado de todo el ADN de la banda, una zambullida sin miedo en lo más profundo de la piscina -o en este caso- el lago Siljan que rodea la isla en medio de Suecia donde grabamos toda nuestra música.»

«Un álbum impregnado de todo el ADN de la banda», dice, así que esas expectativas van creciendo, y eso suele ser peligroso. Vamos a desgranar los once temas y, así, salimos de dudas.

Empezamos con el primer single, «The Hardest Part is Losing You» y vemos que, siendo un tema totalmente Eclipse, tiene un algo que durará todo el disco que lo diferencia. Quizá la tonalidad de las guitarras, quizá una atmósfera un poco gris… no sé exactamente qué, pero lo detecto. Además, aunque la canción no es triste en absoluto, al menos musicalmente, me transmite melancolía, como estar mirando por la ventana como llueve un día de otoño con poca luz. Es algo muy personal que me pasa, por ejemplo, con «La Leyenda del Hada y el Mago» de Rata Blanca (ojo, que las canciones no tienen nada que ver). En el solo se intensifica esta sensación. Buen tema para empezar. «Got It» es otro de los singles, y aquí vamos más a saco, con cierto aroma a punk en algunas guitarras del principio. En directo se saltará muy mucho y se gritará aún más. Es uno de esos temas, sí. «Anthem» empieza acústica para dar paso a lo que su nombre indica, un himno de hard rock. Tiene ese aire a medieval que algunos de sus temas tienen y te hará levantar el puño. Quizá no sea de los destacados del disco, pero este tipo de canciones son siempre muy efectivas.

El segundo tema empieza con «Children of the Night» baja el tempo pero no ese aire medievalesco. El riff previo a las estrofas es tremendamente efectivo pero el tema se queda en la parte media de la tabla. «Hearts Collide» es el tercer single y volvemos a los grandes coros, a un tempo más divertido y un estribillo totalmente marca de la casa. Te gustará si te gusta el grupo. Con más mala leche empieza «I Don’t Get It», incluso al principio me ha parecido estar escuchando no sé qué tema de H.E.A.T. Volemos a tener un tema típico del grupo (ya hemos dicho que aquí no vienen a innovar) que en directo funcionará muy bien.

«The Broken» es un medio tiempo heavy, potente y reivindicativo. Creo que no es la mejor faceta de los nórdicos, pero no es un mal tema. «So Long Farewell Goodbye» empieza con unos efectos de guitarra muy chulos para desembocar en un vacile muy interesante y dar paso a otro medio tempo algo más alegre. El estribillo, como no puede ser de otra forma, es coreable a más no poder, y el bajo suena especialmente bien. Cerramos el tercer bloque con «High Road» y sus teclados a lo Bon Jovi. Tiene algo en algunas partes de la melodía vocal que ya han usado, y eso quizá le resta puntos, pero de nuevo no es un mal tema, como ninguno del disco. Quizá no sea sobresaliente, de nuevo como ninguno del disco, pero lo escucharás con muy buen rollo.

Nos quedan dos canciones para dar carpetazo a esta review. «One Step Closer to You» hace el amago de balada, pero no. Aunque la guitarra y la línea vocal podrían ser perfectamente de este tipo de canción, nos encontremos ante otro medio tempo melódico que, a diferencia de otras canciones del disco, no funcionará tan bien en directo, pero que tocarán, seguro. Acabamos con «Forgiven» y un cierto aroma a Maiden en su inicio para dar paso a un tema rockero de tempo alegre. El estribillo, como todos, es coreable a más no poder.

Nos encontramos ante un buen disco. No está entre los dos o tres mejores del grupo, a algunas canciones les falta punch y ese aire tan suyo, pero es un buen disco. Entiendo que repetir fórmulas es lo fácil y, aquí, aunque no innovan en su estilo, sí encuentro algo diferente a lo habitual. ¿El qué? No lo sé, pero lo tiene. Y aunque puede ser efectivo, me gusta menos que lo otro. Pero ojo, que aún así es bueno y tiene todos los números para estar en el top anual.

Creo que tenemos Eclipse para muchos años. ¡Eso espero!

 

Xavi Prat
Sobre Xavi Prat 387 Artículos
Llevo en esto del heavy más de media vida. Helloween y Rhapsody dieron paso a Whitesnake y Eclipse, pero Kiske sigue siendo Dios. Como no sólo de música vive el hombre, la literatura, Juego de Tronos y los tatuajes cierran el círculo. Algunas personas dicen que soy el puto amo, pero habrá que preguntarles por qué.