Entrevista a Paula Rego, batería de Agoraphobia: ‘Nos estamos parando mucho en encontrar la evolución de sonido que tenemos en nuestra cabeza’

Fotografía: Beto Lagarda

Ya va siendo habitual que de vez en cuando nos sentemos con alguna de las artistazas que forman Agoraphobia. Siempre encontramos una excusa para charlar con ellas. Esta vez la premisa ha sido su inminente actuación en el Primavera Sound de Barcelona, concretamente las gallegas tocarán el día 9 en el Escenario Cupra de 16:15 a 16:55 h. Nosotros recomendamos y mucho que os dejéis caer por allí… ¡os gustará!

Paula Rego, enorme batería y agradable como poc@s pasa por nuestros micros para conversar sobre la pandemia, sus planes de futuro y, como no, sobre el Primavera Sound.

 

¡Buenos días! Como siempre, un placer poder intercambiar unas palabras con Paula, batería de una de las mejores bandas de la escena nacional, Agoraphobia. Primero de todo y casi obligado, por desgracia, es preguntar sobre la pandemia. A nivel personal y familiar, ¿todo bien? 

¡Hola! Siempre es un placer hablar con vosotros. Pues sí, la verdad es que no me puedo quejar, ni personalmente ni con Agoraphobia. La pandemia ha sido una putada en muchos sentidos, y una oportunidad para lanzarse a hacer movidas algo locas que nunca me había planteado, como tocar con más bandas, priorizar cosas que antes estaban muy atrás… Fue un cambio de mindset total.

La pandemia y sus daños colaterales ha afectado muchísimo al gremio. Bandas, promotoras, medios… todos hemos sufrido para superar estos dos largos años. Agoraphobia se encontraban en la gira de presentación de vuestro último disco, Unaligned. ¿Cómo vivisteis la cancelación del tramo final de la gira y cómo adaptasteis vuestro futuro inmediato a la realidad que vivimos? 

La vivimos un poco en shock con todo lo que estaba pasando. Sacamos el disco, si no recuerdo mal, en noviembre de 2019, hicimos tres conciertos guapísimos (Madrid, Barcelona y León) y ya saltó el Estado de Alarma. Al principio lo vivimos en modo espera, no queríamos anticiparnos y dar pasos sin más. Luego saltó la fiebre de un montón de bandas de generar contenido en redes (conciertos en streaming, covers pandémicas a distancia…). Decidimos no sumarnos a nada de eso, pasamos un momento de contemplación y reflexión personal. Piensa que nos habíamos gastado un dineral y mucho tiempo y esfuerzo haciendo el Unaligned, y nos trastocó un poco los planes. Al final decidimos regalarlo en descarga digital a todo el mundo, porque de todas formas al no poder presentarlo ni promocionarlo, decidimos dárselo a todo el que lo quisiese tener.

Unaligned ya tiene 3 años. Hemos tenido dos años nulos con la pandemia… imagino que estaréis preparando el sucesor… ¿me puedes contar algo al respecto?

Sí, bastante nulos. Por suerte hemos podido ir rescatando poco a poco algún concierto, aunque con el formato mascarilla, aforo, peña sentada… se hizo rarísimo. Ahora estamos preparando música nueva, ya muy cerca de grabarla. Aún no sabemos en qué formato la lanzaremos, es posible que tardemos en volver a hacer un álbum como tal. Nos estamos parando mucho en encontrar la evolución de sonido que tenemos en nuestra cabeza. No queremos repetir nada de lo que hemos hecho, pero al mismo tiempo queremos que suene a nosotras.

Por suerte, tenemos y creo que empezáis a tener una agenda bonita para este 2022. Parece que pasamos de cero eventos a algo así como overbooking. ¿Cómo afrontáis esta vuelta al ruedo? ¿Qué evento programado os da más ilusión?

Totalmente, un overbooking bestial, y lo vamos a vivir tanto tocando como sumándonos de público a todos los conciertos que podamos. Después de dos años con una agenda cultural tan limitada, vamos a poguear como si no hubiese un mañana. Tenemos muchísimas ganas de tocar, aunque es cierto que como estamos componiendo hemos limitado mucho los bolos del verano. Queremos aprovechar para seguir haciendo temas, grabarlos y sacarlos lo antes posible. El evento que más ilusión nos hace puede que sea el Primavera, el cartel es una auténtica pasada. Repetir en el Mallorca Live también nos hace mucha ilusión, nos encantó el trato y el festival la otra vez que tocamos allí. 

En pocos días os recibiremos en el Primavera Sound, uno de los festivales más grandes y prestigiosos del mundo. ¿Cómo cuajó esta oportunidad? 

Pues no sé, tocando mucho y gustándole a algún programador/programadora. No tengo muy claro qué es lo que hace que toques en un festival o no. A veces pienso que tenemos mucha suerte, pero la verdad es que lo que nosotras hacemos es música, y es en lo que nos centramos. Si algún festi nos abre sus puertas, nosotras siempre sí a todo.

Y, a nivel de banda, de nervios… ¿cómo lo afrontas / afrontáis? 

Los nervios los llevamos muy bien, tenemos muchas más ganas que nervios. Sí es algo para lo que nos queremos preparar guay, pero no nos vamos a preparar más ni menos que para otros festis o para los conciertos en salas. Siempre llevamos las expectativas bajas para luego no llevar decepciones. Es una buena forma de acabar contentas el bolo.

Ya sabéis que aquí, en nuestra revista, tenemos un club de fans de Agoraphobia y estaremos allí animando a la banda. Aprovecho a modo personal de recomendaros a todos los asistentes. Venga, en tus propias palabras, haz un llamamiento a los asistentes para que no se pierdan vuestro show. 

¡Hola, amigx! Sabemos que nos solaparemos con miles de bandas guapas, pero seguro que a esas bandas las volverás a ver en 15 festivales más este verano. Dale una oportunidad a nuestro directo, y sobre todo, ¡tráete tapones!.

Para muchos, tocar en un festival como el Primavera Sound es algo así como cumplir un sueño… ¿Qué sueños habéis cumplido ya y cuales aún deseas tu cumplir como artista? 

Nuestros sueños son muy realistas. Cuando sacamos nuestro primer disco lo dejamos todo para poder girar a tiempo completo y seguir trabajando por y para la banda, y ahí ya cumplimos en gran medida nuestro sueño. Luego vino la pandemia y adiós muy buenas, jaja. Pero para mí, seguir tocando, haciendo música con ellas, y disfrutar de los conciertos, ya es un sueño cumplido. Las giras que hemos hecho en UK también contribuyen en gran medida a parte de ese sueño cumplido. Desde luego, cuando te pillas la batería más cutre de Music Store con 14 años no crees que puedas llevar tu música a otros países y que a alguien le vaya a gustar. Y como artista, mi sueño es poder dedicarme a esto toda mi vida, que es lo que ya estoy haciendo por suerte.

Estar en una banda y girar tanto no es simplemente subir a un escenario y tocar una hora y media con tus compañer@s y “adiós muy buenas”. Al final tus compañer@s son como tu familia, o tu pareja. Compartes escenario, viajes, vivencias, emociones… ¿Cuál es el mejor recuerdo de estos años “en familia”?

Buuuufff, tengo muy buenos recuerdos con ellas, pero la movida es que siempre recuerdas con más cariño las peores situaciones. La indigestión tochísima que sufrí en nuestra gira filipina, el tiroteo que vivimos en Austin, la vez que dormimos en Bilbao en un albergue sin mantas en pleno invierno… Un momento muy bonito que me viene a la mente fue en Jaén, en un festi en el que teníamos que tocar al sol del mediodía a 40º.  Hacía tanto calor que algo se quemó en la primera canción y no pudimos tocar, pero como nos hicimos el viaje sólo para ese concierto, pedimos una acústica que había allí de casualidad, un megáfono, e hicimos un concierto acústico guapísimo.

Durante estos meses te hemos visto compartiendo mogollón de videos de tus ensayos con la batería, flipante el de IDLES “Sthendhal Syndrome”.  También hemos escuchado un tributo a los increíbles At the Drive-In en el que colaboras… Mucha variedad y eclecticismo en tus posts. ¿Qué escuchas en tu día a día? 

¡Muchas gracias! La verdad es que escucho muchos estilos. Si me gusta la batería, con el 90% de seguridad te digo que me gusta la canción. Últimamente lo que más estoy escuchando es Hella, Turnstile, Arlo Parks, Deep Sea Diver, Dilly Dally, Show Me the Body, The Armed… No tienen mucho que ver entre sí, pero en mi cabeza sí. El nexo siempre es una batera brutal detrás.

Desde la batería, a veces da la sensación de que estás allí detrás, que la gente no te mira… es evidente que la mayoría de miradas van hacía la cantante. Aún así, tu forma de tocar, tu potencia y  tu “pose” (por así decirlo) es muy atractiva para el fan. ¿Cómo lo vives tú en primera persona esta posición tras el bombo? 

No sabría decirte si es atractivo verme tocar o no. No pienso demasiado en quién está mirando. Para mí, tocar es un trance. Estoy pendiente de la canción, de intentar que todo camine, de sonar empatada con mis compañeras, de las intensidades y dinámicas… También te digo que agradezco ser ‘la que está detrás’. Hay mucha menos presión. 

Y ya para cerrar. La típica pregunta de que “… que planes de futuro tenéis… bla bla bla”, no me gusta demasiado. Sobre todo ahora, que nadie puede pensar en que una pandemia nos joderá la vida. O sea que te dejo libre albedrío para que te despidas de la forma que te dé la gana… 🙂

Pues nada, que muchísimas gracias por lanzarme estas preguntas, y por apoyarnos siempre con cada proyecto que creamos. Y que esperamos veros pronto, en el Primavera o donde sea. ☺ 

Beto Lagarda
Sobre Beto Lagarda 681 Artículos
Rock en todas sus extensiones