White Stones – Dancing Into Oblivion

Nuestra Nota


8 / 10

Ficha técnica

Publicado el 27 de agosto de 2021
Discográfica: Nuclear Blast Records
 
Componentes:
Eloi Boucherie - Voz
Martín Méndez - Bajo, guitarra
Joao Sasseti - Guitarra
Joan Carles Marí Tur - Batería

Temas

1. La Menace (2:16)
2. New Age of Dark (4:55)
3. Chain of Command (4:40)
4. Iron Titans (8:44)
5. Woven Dream (2:12)
6. To Lie or to Die (4:58)
7. Freedom in Captivity (6:30)
8. Acacia (1:36)

Multimedia



Escucha y compra

Este disco en Amazon: White Stones – Dancing Into Oblivion
Todos los discos de White Stones – Dancing Into Oblivion en Amazon


El hecho de que Opeth sea ya una consagradísima banda de metal progresivo les da esa tranquilidad de tomarse las cosas con calma, y más con la pandemia, que les permite a sus miembros el hecho de explayarse a otros niveles y buscar una salida musical a sus ideas. Martín Méndez lleva en Opeth desde 1999 y es el miembro más longevo tras el gran Mikael, líder absoluto y principal compositor. El uruguayo está afincado en tierras catalanas y se juntó hace un tiempo con algunos de los mejores músicos de la escena de aquí, destacando el gran Eloi Boucherie de Vidres a la Sang como vocalista.

White Stones es su proyecto en solitario y da su segundo paso discográfico, que, igual que el primero, está marcado por la pandemia, así que los sentimientos de confinamiento, miedo y sufrimiento global están presentes en letras, música y títulos de canciones. Personalmente no había prestado mucha atención a su primer disco y debo decir que esta segunda obra es realmente inspiradora y potente. Si echas de menos a los Opeth más agresivos y sus growls de antaño puede que sea el grupo que debas escuchar. De todas formas, White Stones no busca llenar ese vacío, busca su propia senda.

Puedes encontrar aquí referencias a Entombed, Voivod, Death pero también hay momentos muy Coltrane o Ellington, dejando que el jazz penetre de una forma muy orgánica en su música. Obviamente el bajo de Méndez queda premiado en la producción, pero podemos hablar perfectamente de banda como tal. Es un disco corto con intro, outro y una cortita instrumental. Un disco muy técnico catalogable como death metal progresivo, pero… hay mucho más que eso.

El inicio del disco es realmente brillante después de la intro de rigor con “New Age of Dark” y esas guitarras dobladas por parte de Joao Sasseti y el propio Martín. La oscuridad se hace carne y hay unos detalles técnicos que recuerdan especialmente a la banda de Chuck Schuldiner, todo un referente. Entre todos los grandes momentos me quedo con el single: “Chain of Command”. Es lo más brillante, inspirado y certero capaz de definir lo que White Stones ofrecen. Aparte de la manifiesta contundencia y los múltiples detalles progresivos hay una intención clara de dotar a los temas de melodía, especialmente en los solos de guitarra.

“Iron Titans” es el tema más extenso y el más integrador, con una intro puramente jazz que da paso a momentos variados, primero a los Death y después al black metal puro y duro. Aquí Eloi luce todo su poderío vocal. Obviamente al ser un tema largo, el peso instrumental es mucho y Joan Carles Marí Tur tiene su cuota técnica tras los parches. “Woven Dreams” pone un poco de calma acústica a lo que ofrece el combo.

En “To Lie or to Die” hay una atmósfera agobiante y densa que en “Freedom in Captivity” (gran título, muy de nuestros tiempos), empieza con una guitarra de aires pink floydianos. Intrincados tempos y juegos técnicos entretenidos y rotundos. Hay esa sensación de caos controlado muy de Opeth. Posiblemente sea el tema más cercano a su banda madre, y estamos hablando de muchos discos atrás. “Acacia” pone la despedida de bonitas maneras y bajando pulsaciones.

Buen disco de White Stones que se reafirma como proyecto muy a tener en cuenta y capaz de darnos muchas alegrías, especialmente a los fans de Opeth que han quedado algo desamparados tras ver que la contundencia y la agresividad ha quedado en la nevera. Martín Méndez disfruta de su libertad compositiva y lo hace con una banda técnicamente dotada y de unas composiciones a la altura de su leyenda.

Jordi Tàrrega
Sobre Jordi Tàrrega 715 Artículos
Coleccionista de discos, películas y libros. Abierto de mente hacia la música y todas sus formas, pero con especial predilección por todas las ramas del rock. Disfruto también con el mero hecho de escribir.