Entrevista a Nat Simons: ‘Las mujeres en el rock estamos realmente infravaloradas y más en este país’

La cantautora madrileña Nat Simons nos sorprendía a principios de año con la salida de su último disco de estudio, Felinas (2024), una vuelta de tuerca a su predecesor, Felina (2021), en el que el foco de atención se ha puesto esta vez en la figura femenina en general y en su papel en el mundo del rock. Para ello se ha hecho acompañar de múltiples artistas de reconocido talento, tanto nacionales como internacionales, para versionar temas ajenos y revisitar otros propios de Felina de una manera más afín con el gusto musical actual de la artista. Dicho proyecto ha sido financiado en su integridad mediante una campaña de crowfunding en busca de una perseguida independencia que le permitiera a la artista tomar las riendas de manera íntegra de este proyecto tan personal. Asimismo, Nat Simons ha querido acompañar la experiencia auditiva con un libro que gira en torno a la misma temática denominado Conversaciones con Felinas, el cual le ha servido para desnudar su alma y la de otras muchas más colegas femeninas del ámbito de la música. Nos ponemos en contacto con ella en plena gira de presentación de este su último disco para que nos cuente un poco sobre su momento vital actual, cómo ha llegado hasta él y hacia dónde se ve caminando en un futuro.

 

Hola, Nat, aquí Susana desde Science of Noise. Nos ponemos en contacto contigo para conocerte un poco mejor y preguntarte por tu último disco Felinas que lleva ya unos cuatro meses en el mercado.

Desde la aparición de tu primer trabajo en el año 2013 hasta la actualidad es evidente que en tu carrera ha habido una evolución estilística. En tus inicios la música folk americana predominantemente acústica era más protagonista y ahora hemos podido comprobar que tu sonido se ha sofisticado y ha ido más encaminada hacia el clásico concepto de banda de rock. ¿Tiene que ver con tu momento vital esta reorientación?  

Con el tiempo me he dado cuenta de que me encanta moverme por el escenario y tocar las canciones con más electricidad. Que suenen duras y con velocidad. Llevaba muchos años haciendo conciertos más acústicos y con sonido más folkie, pero tengo una vena muy rockera que en algún momento tenía que salir. La gente suele ir de lo más eléctrico y cañero en su juventud a lo más acústico y tranquilo en su madurez y yo sin embargo me he dado cuenta de que me va mucho el rock y estoy haciendo el camino al revés. Por eso cada año me siento más libre y joven en el buen sentido.

 ¿Podríamos decir que el cambio idiomático del inglés al castellano ha ido un poco parejo a este cambio estilístico?

Bueno en realidad, con mi segundo álbum ya se veía que mi sonido se iba endureciendo poco a poco. Siempre me pareció que Home on High (2013) era demasiado acústico y clásico, y por eso grabé Trouble Man (2015), buscando un sonido más rockero a propósito. Más de directo de banda de rock americano. El cambio de idioma vino después de toda la gira que hice en 2018, en la que también acompañé a Loquillo. A finales de ese año y durante 2019 empecé a escribir canciones en castellano porque empecé a sentirme más a gusto cantando en mi idioma natal y quería que mi público me entendiera, ya que para mí las letras son muy importantes. Siempre he trabajado muy a fondo en ellas, sea en inglés o en español.

En tu carrera recurres a menudo a hacer versiones de otros artistas. ¿Es tu forma de homenajearlos? ¿Qué hay que te fascina tanto en esto de versionar? ¿Es importante reconocer el trabajo de otros artistas?

En realidad no creo que recurra a las versiones ya que tengo tres discos de material original. Grabé «Wicked Game» de Chris Isaak para el EP Trouble Man y luego hice “Learning to Fly” de Tom Petty cuando murió como homenaje. Las versiones de Héroes del Silencio y 091 fueron por una especie de juego con mis fans y las grabé en un estudio casero. Gustaron tanto que ahora, 5 años después, he decidido agruparlas en un 10′ llamado After Hours que solo vendo en mis conciertos y a través de mi bandcamp. Siempre he grabado versiones para mis redes… Me encanta coger canciones de otros artistas y hacer mi propia versión, porque lo entiendo como un reto. Hace poco, Ryan Adams me dijo que lo más difícil era hacer una versión de un hit conocido… y creo que en este disco lo he conseguido con «No Me Importa Nada» o «Llámame (Call Me)».  Además de homenajear a artistas que me gustan, es importante también recuperar clásicos y revitalizarlos, me parece un ejercicio creativo muy divertido y no es tan fácil. Cuanto mayor es el reto, más disfruto. En ese sentido me siento muy cerca de Ryan o de Cat Power, unos auténticos maestros en la materia, pero yo realmente he publicado muy pocas versiones.

Nombra 5 artistas que te hayan influenciado y resume en una frase lo que has tomado “prestado” de ellos, vamos, sus enseñanzas y/o lo que te ha inspirado de ellos…

  • Bob Dylan: Sus letras, sus acordes, su ritmo, su fingerpicking, su armónica, su ironía, sus historias para inspirarme, tengo muchos temas inspirados por Dylan. Yo lo quería todo de Bob Dylan.
  • Lucinda Williams: Haciendo americana puede ser también ser una tía rockera y dura.
  • Ryan Adams: Su eclecticismo, su actitud punk rock y una carrera tan prolífica como sobresaliente.
  • Nikki Lane: En cuanto la vi tomé prestado todo su look y su actitud escénica.
  • David Bowie: Sentirme a veces tan extraterrestre como él.

Tu nuevo proyecto Felinas se ha financiado a través de una campaña de crowdfunding. En sus orígenes este tipo de iniciativas solían servir para ayudar a arrancar proyectos a gente que quería abrirse paso en la industria, pero estoy notando que cada vez hay más artistas establecidos que recurren a ello para recuperar el control de su propia obra y poder actuar con total independencia, como creo que es tu caso. ¿No deberían hacer una lectura del por qué está pasando algo así todas esas personas intermediarias que se dedican al negocio musical a las que, de alguna manera, estáis intentado evitar? Igual me equivoco y la motivación no es tanto querer prescindir de intermediarios que, evidentemente también aportan cosas buenas, como querer experimentar el proceso creativo en toda su extensión, ya me corriges si eso es así para ti…

En un principio me dio un poco de reparo por lo mal vistas que estaban las campañas de crowdfunding… sobre todo en artistas más consolidados con varios discos (todo prejuicios), pero es la manera de poner un termómetro más real a una fanbase y saber cuánta gente estaría dispuesta a apoyarte para un proyecto. En mi caso, así me he dado cuenta que realmente tengo gente que me quiere escuchar, que quiere tener mis discos y venir a mis conciertos. Todo de manera directa y sin intermediarios, que a veces nublan esos números, y también a su vez como dices, he tenido más libertad creativa, no tenía a nadie diciéndome qué tenía que hacer. Tener un contacto más cercano con el fan y además hacerle partícipe de algo que se está construyendo, es maravilloso… es lo que ha hecho que ahora todo vuelva a funcionar incluso mejor que antes, porque todo se ha tratado con mucho detalle y mimo. Aunque también es duro ser totalmente independiente, ya que a veces no tienes tiempo para todo, literalmente.

En tu caso particular me consta que el verkami ha ido bien e incluso has superado la cifra objetivo. ¿Tienes pensado ya en que invertirás lo sobrante? ¿Algún nuevo disco en el horizonte? ¿Recurrirás de nuevo al micro mecenazgo?

Aunque superé la cantidad objetivo, lo cierto es que el disco ha costado bastante más. Pero está siendo una inversión que ahora comienza a dar sus frutos, como hemos podido ver en el reciente sold out de Madrid. Todos los gastos que conllevan la fabricación de vinilo, que son bastante altos, y toda la promo, ni te lo imaginas. No sé si volveré a hacer otra campaña, pero sí me gustaría hacer una buena preventa para el siguiente disco de manera oficial. Si esto hubiera sido preventa y no mecenazgo con todos los discos que vendí podría haber llegado a número 1 en la lista de vinilos y un Top 10 en la total, fácilmente.

Tu anterior disco Felina (2021) trataba de ser una reivindicación de la figura femenina desde una perspectiva totalmente personal mientras que en Felinas (2024) quieres dar ese protagonismo a otras mujeres, ¿es esa la idea? ¿En qué momento pensaste en “estirar” esa idea del empoderamiento femenino propio y hacerlo extensible a un nivel más colectivo?

No, más bien Felina fue un puñetazo en la mesa, pero más a modo personal, con mis propias historias. Desde mi punto de vista, es un disco visceral y más crudo en lo que contaba y lo usé como desahogo de mis emociones. Ahora con Felinas quería dar la voz a otras artistas y que fueran ellas las protagonistas, compartir mis historias y otras con ellas, llevarlo a otro terreno y así de paso hacer un homenaje y reivindicar la figura de la mujer en el rock, que suele pasar bastante desapercibida y en muchas ocasiones brilla por su ausencia. Las mujeres en el rock estamos realmente infravaloradas y más en este país. ¿Has visto alguna cabeza de cartel en un festival que sea una artista femenina española? Solo se me ocurre Luz Casal

Felinas es una combinación de temas versionados de otras bandas y otros propios revisitados, además de un tema inédito. Explícame para empezar qué ha primado a la hora de la elección de los temas a versionar de otras bandas, cuáles han sido los elementos decisorios para escoger éstos y no otros.

La verdad que no ha sido algo que me costara mucho hacer, lo tenía bastante claro. Cuando se me ocurría una idea sobre una artista o un tema pensaba: «Esta es muy buena idea», y entorno a eso hilaba la colaboración. Con Luz Casal lo tenía claro ya que es una pionera total y lo de The Runaways fue una gran sorpresa ya que la mismísima Cherie Currie aceptó la propuesta de cantarla conmigo. Eso fue un puntazo porque me sirvió de punta de lanza del proyecto. De esa manera fue la primera que lancé y así que se entendiera bien el concepto de este disco. Fue toda una declaración de intenciones… traté de hacerle la misma propuesta a Luz, pero creo que nunca le llegó, lo bonito fue ver que después ya una vez lanzada llegó a sus oídos de manera orgánica por toda la repercusión que ha tenido el tema. Y es que en ese momento pensé: «¿…y si no es la artista principal del tema y son otras artistas que me gustan las que canten estas canciones?» Otra con quien que tuve suerte fue con Aurora Beltrán, absoluta pionera del rock español que aceptó el cantar «La Noche es…» conmigo y así poder homenajear a la gran Patti Smith y a ella misma, por supuesto, que ya la grabó con Tahúres Zurdos hace 20 años…

¿Por qué has querido revisitar temas propios de Felina y darles un nuevo enfoque? ¿En qué te has basado en la elección de tus acompañantes femeninas para cada uno de ellos?

Quería llevármelos a un sonido con una mirada puesta en los 60’s y 70’s (mis décadas favoritas) pero desde un prisma actual y despojarles de la electrónica que llevaban en Felina. Pensaba en un tema e inmediatamente se me venía un nombre a la cabeza, según su voz, su estilo y personalidad. En alguna ocasión el productor y yo estábamos de acuerdo, en otros momentos era yo sin consultar al productor, pero en todos los temas los nombres en la mesa los ponía yo, me ha encantado ser la directora musical y artística de mi propio disco. Por supuesto, tenía más nombres con los que me hubiera gustado colaborar pero por diferentes motivos no ha sido posible.

Me encantaría que me contaras cosas sobre el único tema inédito de Felinas, “Pequeña guerrera estelar” a dúo con Nina de Juan de la banda Morgan, que creo que te ha quedado de lujo. ¿Cuál es la historia tras este tema? ¿Quién es esa pequeña guerrera?

Para mí es el tema más especial por ser el único inédito y además habla de una historia y una persona real, una felina. Cuenta la historia de Paula, una malagueña que conocí en el año 2019. Ella es la prima de mi cuñada Cris. Con tan solo 22 años estuvo batallando como una verdadera guerrera contra el cáncer durante 3 años. Y nos dio una lección de vida a todos los de su alrededor con su alegría y el disfrutar de cada detalle, de cada momento. Era una persona que, además de disfrutar de cada momento, quería que los demás estuvieran bien y fueran felices, y se aseguró de hacerlo con cada uno de sus amigos y familiares en transmitirles lo bonito que veía ella la vida. Desde que la conocí mi concepto de la vida cambió radicalmente y quería contar su historia desde la perspectiva de mi (nuestro) sobrino. Cuando Paula se fue le contaron que era la estrella que más brillaba y desde ahí le observaba. Cuando pasó todo esto y Paula se despidió, me tocó muy profundo en el alma y necesitaba contar su historia.

¿Cómo se construye un disco tan complejo en el que ha participado tantísima gente? Seguro que te ha llevado un montón de tiempo…

Sí, justo lo que contaba antes, mucho tiempo y eso conlleva mucho dinero. Y cuadrar agendas que ha sido todo un reto… Muchas veces yo me desesperaba porque veía que no se acababa nunca, pero una vez todo acabó pensé que había merecido la pena tanto esfuerzo y ahora por fin estoy viendo esos frutos. Ahora no sé si volvería hacer esto de manera tan independiente porque es muy complejo y a veces desesperante. Además ¡teníamos que llegar a tiempo con los mecenas!

¿Cómo surgió la idea de incluir un libro en este trabajo en la misma línea conceptual que expresa la música? Haznos un breve resumen de lo que podremos encontrar en él.

Se me ocurrió la idea del libro para que la música fuera acompañada de historias que pudieran inspirar a la gente, no hay nada más rock n’ roll que las historias de estas mujeres, que son un ejemplo de lucha. De caerse y levantarse, de fortaleza. Y además así sumaba muchos nombres que en un disco se quedaba bastante limitado por espacio. Así se entendía todo lo que quiero comunicar mejor. En este libro se pueden encontrar experiencias mías y de otras artistas, incluso de mujeres de otras disciplinas, como periodistas, DJ‘s o de la industria, pero siempre relacionadas con el mundo del rock o musical.

Podríamos resumir que Felinas es un homenaje a la música rock en clave femenina. ¿En qué punto crees que está el panorama femenino en la industria musical actual? ¿Queda mucho aún por recorrer?

Pues creo que vamos avanzando, pero aún queda mucho por recorrer, sobre todo en lo que el rock se refiere… parece que siempre hay mucha más presencia masculina, en los carteles de festivales de rock, en los circuitos, en las colaboraciones de artistas grandes, en el sector técnico… parece que a mucha gente aún no les encaja una mujer haciendo algo que no sea pop, urban o flamenco y que tenga un sonido más duro. Pero poco a poco se va cambiando la mentalidad, ya sabes… esto va acorde con la sociedad que tenemos. Yo aún me encuentro con la sorpresa de algún trabajador que me para al entrar al camerino porque cree que soy ‘’la novia de alguien’’, prejuicios… en general siempre hay menos presencia femenina en las bandas (¡no en la mía que ahora somos 4 de 6!), pero me alegra ver que en estos últimos 10 años cada vez hay más mujeres con un nivel instrumental y compositivo muy alto. Al final es normal… se nos exige más y por eso muchas son extraordinarias.

Imagina por un momento que te embarcas en la grabación de un Felinas II, ¿qué artistas te has dejado en el tintero a las que también te gustaría homenajear?

Stevie Nicks, Sheryl Crow, Lucinda Williams, Lana del Rey, The Pretenders, Heart… bufff, podría ser un disco doble.

En el pasado te hemos visto participando en unos cuantos festivales (Primavera Sound, Huercasa Country Festival, Azkena Rock Festival, Sonorama, …). ¿Qué opinión te merecen los festivales? ¿Son un buen escaparate para las bandas emergentes?

Pues sí me parecen un buen escaparate, para dar a conocer el nombre de bandas emergentes y artistas, pero luego siempre hay que complementarlo con las salas. Creo que son muy necesarias para que una banda o artista pueda empezar y pueda sobrevivir en invierno. Yo en la actualidad vivo de mi música 100% y sin las salas no podría hacerlo. Y como público lo mismo, me encanta ver a mi grupo o artista favorito en una sala. Porque muchas veces solo quiero ver a ese artista y no quiero pagar la entrada a un festival donde lo demás tal vez no me interesa. Pero sí, obviamente a todos los artistas nos gusta entrar en los festivales.

¿Cómo se está desarrollando la gira de Felinas? He visto que estáis tocando en formato trío en algunas fechas y en otras recurres al clásico eléctrico de banda. ¿Cómo te organizas? No debe ser nada fácil…

Bueno, nos gusta ir tanteando el terreno, primero ir en acústico y si la cosa funciona y viene mucha gente, pues volvemos con la banda. Ten en cuenta que soy una artista en solitario y tengo que pagar a mis músicos…Eso es mucho dinero. Llevo desde el 2023 haciendo gira por provincias y creo que es cuando estoy viendo mayor crecimiento de fans de toda mi carrera, saliendo a la carretera y no teniendo miedo a tocar en todos los sitios. Me parece muy bonito vivir la experiencia de ir a cualquier lado y ver que siempre hay gente que quiere verme en directo. Creo que ese es el verdadero éxito, como dice Quique González.

Recientemente estuviste en el Festival de Música 100% Girl Power de Santa Coloma de Gramanet (Barcelona), que tal y como su nombre indica, va muy en la línea conceptual de Felinas. ¿Cómo fue tu participación en dicho festival? Justo ahora que estás llegando al final de la gira de presentación de Felinas no vemos ninguna fecha nueva en Barcelona como artista principal. ¿No te ha surgido la oportunidad?

Pues te sorprenderá saber, que ni de lejos estamos del final de la gira de presentación de Felinas, esto no ha hecho más que empezar y curiosamente se cerrará la gira en marzo del 2025 en Barcelona por todo lo alto. Ahí te va la exclusiva. Después de verano se publicará el libro y otra sorpresa que va a gustar mucho y seguiremos con la gira hasta el primer trimestre del 2025 con dos grandes fechas, una en Madrid y otra, como he dicho, en Barcelona. Tengo muy buenos lazos con gente en la ciudad Condal y sobretodo en Santa Coloma, que es de donde es mi chica de promo Alicia, gracias a ella participamos en el festival de Santa Coloma que fue una autentica pasada, todas las artistas y trabajadoras de ese festival fueron increíbles y me alegro de haber estado ahí y vivir esa experiencia. Ojalá hubiera más festivales reivindicativos como ese en otros sitios, la labor que hace La Ciba es muy importante también para las mujeres maltratadas y que necesitan ayuda.

¿Hacia dónde apunta el futuro de Nat Simons? ¿Tienes ya claro los siguientes pasos?

Pues, antes ya te he adelantado algo pero hay más. La cuestión es no parar, seguiremos con la gira Felinas por muchas ciudades y festivales en verano de 2025. y después llegará nuevo disco, con material inédito. Pero lo dicho, este otoño habrá sorpresa junto con el libro Felinas.

En Science of Noise solemos acabar las entrevistas preguntado por el primer disco que recuerdas comprarte con tu propio dinero. Sorpréndenos…

Bueno era el dinero de mi paga… jajaja, la que me daban mis padres porque aún estaba en el colegio. Fue el Late at Night de Dover.

Gracias por contestar nuestras preguntas. Mucha suerte de aquí en adelante con tu carrera que, por supuesto, iremos siguiendo de cerca.

Avatar
Sobre Susana Masanés 142 Artículos
Aficionada a la música y los viajes, aunque no sabría decidir en qué orden. Cuando los combino, ¡lo más! Amante de aprender cosas de allá donde vaya, soy un poco la suma de los lugares que he visitado y las experiencias vividas. Daría la vuelta al mundo de concierto en concierto si de mi dependiera, pero las limitaciones terrenales me mantienen aquí y ahora, así que, ¡a sacarle el máximo partido!