Conociendo a los fotógrafos de Barcelona (XXVIII)

XAVI ARQUÉS

Otro de los nuestros es el encargado de pilotar el vagón (¡ya!) número 28 de nuestro tren de fotógrafos. Aunque hace poco que está en nuestras filas como enviado especial habitual en las comarcas gerundenses, Xavi lleva unos cuantas bandas a sus espaldas y en su tarjeta de memoria. Con esta entrevista vamos a tener la oportunidad de conocerle un poco más tanto a él como a su trabajo.

SofN: ¡Hola! Antes que nada, muchísimas gracias por participar en esta serie de entrevistas, en las que queremos dar a conocer a la gente la gran cantidad de fotógrafos magníficos que tenemos hoy en día en Barcelona y cercanías y que muchas veces se mantienen en un cierto anonimato de cara al público en general. ¿Cómo estás?

Hola. Pues muy bien, en una nube al verme incluido en este proyecto, no se si merezco estar en este ‘saco’, pero se agradece una barbaridad, de verdad.

SofN: ¿En qué tipo de conciertos y salas podemos verte habitualmente? ¿Cuáles son tus estilos favoritos?

Mi segunda casa es La Mirona, en Girona. Podéis encontrarme en un concierto heavy, en uno punk o en el más Indi. Yo no me muevo por gustos musicales, sino por intentar hacer las fotos que se me antojan interesantes. A diferencia de muchos compañeros que van a fotear el tipo de música que les gusta, mi caso es distinto.

Soy más heavy que metalero, aunque me gusta el metal y el punk por la movida que conllevan, mi estilo musical es el viejo heavy metal, rock, blues, hard rock y stoner, pero como decía, no persigo eso para fotear. Voy donde me dejan entrar, intento bajar a Barcelona, aunque pidiendo acreditación como freelance se hace todo más complicado. A esto último le estamos poniendo remedio últimamente. 😉

En Barcelona casi todas las salas son buenas, otro tema es lo que los mismos artistas pidan, ya sabemos lo que va a pasar si vamos a ver a Toundra, ¿Verdad? …ya pueden tener todas las luces de Navidad que no las vamos a ver, su estilo pide oscuridad.

SofN: ¿Cuándo te empezaste a interesar por el mundo de la fotografía y, especialmente, por la fotografía de conciertos? ¿Qué es lo que más te gusta de este trabajo?

Con mi primer sueldo medio decente me compré mi primera réflex… ha llovido. Aunque lo dejé durante una temporada por temas personales, volví con la era digital; lo hice con Canon, pasé por 3 modelos distintos hasta llegar a los conciertos, en principio no lo necesitaba ya que, sobretodo, me dedicaba a macro fotografía con insectos y flores, pájaros y fotografía nocturna. Largas y divertidas noches perdidos entre jabalíes de la Garrotxa buscando ermitas y vías lácteas…

Al llegar al mundo el primero de mis hijos, el tiempo libre diurno se ve enormemente reducido, lo que refuerza un horario nocturno para fotografías, es entonces cuando empiezo a pensar en los conciertos como algo interesante y posible. ¡Fue todo un descubrimiento!

Lo mejor de mezclar fotografía y música es difícil de explicar… fotografiar es algo tan personal, donde sólo tu ojo ve lo que ves y sólo tu decides cuando pulsar el obturador, es algo que haces de la manera más sólo creíble a la vez que rodeado de una multitud. Nadie te dice absolutamente nada sobre como hacer tu trabajo y a la vez estas rodeado de gente saltando y cantando… magia.

¡Si encima puedes elegir la banda sonora tiene que ser la leche!

Lo que más me gusta son los festivales, aunque por el momento son pocos los que he podido vivir como fotógrafo, espero poder aumentar la cantidad con el tiempo, me encanta el ambiente y sonido y luz suele ser buenos. Lo peor son esos escenarios tan increíblemente altos que nos lo ponen tan difícil.

SofN: ¿Cuál fue el primer concierto en el que hiciste fotos? ¿Cómo fue la cosa?

Conseguí, gracias a un compañero de trabajo, acreditación para un pequeño concierto en una discoteca en Girona, ahí doy aviso al amigo Mario Olmos para que me eche un cable, este es el verdadero culpable; este elemento, enfermo de la música con cámara me puso sobre aviso, ya me dijo que este mundo enganchaba… y ahí seguimos. Y lo cierto es que cuando vi las fotos de ese primer bolo me dije, “¡Si has hecho esto sin tener ni idea de lo que estabas haciendo y con este equipo… esto puede molar mucho!”

Estuve prácticamente dos años foteando junto a Mario por todas partes donde nos dejaban entrar.

SofN: ¿Cómo ha evolucionado tu equipo desde entonces hasta ahora? ¿Qué cámaras y objetivos usas a día de hoy?

No tardé en darme cuenta de que necesitaba pasar a full frame, así que puse todo el equipo entero a la venta y con todo vendido pasé de Canon a Nikon con la D810 y los sobradamente conocidos 24-70 y 70-200 de Tamron, pero en su versión G2, de los que hay que decir que realmente ganan en nitidez y foco. Ahora esperando que caiga también el 15-30 G2.

SofN: Durante este tiempo ¿a cuántas bandas crees que habrás foteado? ¿Te viene a la cabeza alguna anécdota que creas que pueda resultar especialmente interesante o divertida de contar?

Mi trayectoria aún no es tan dilatada como para dar un número que levante las cejas del lector, así que lo dejaremos en algunos centenares, muy lejos de los impresionantes número de la mayoría de mis colegas. Como anécdota, simplemente contar algo que, supongo, nos pasa a todos al principio, foteamos y foteamos hasta el punto que es humanamente imposible revelar tal cantidad de fotos y, además, te has quedado sin disfrutar del concierto, te lo has perdido entero…  hay que soltar la cámara un rato, no la dejes muy lejos, pero apárcala un rato y disfruta del bolo. Aún estoy en fase de aprendizaje, como cuesta soltar la cámara…

SofN: ¿Qué bandas o artistas recuerdas haber disfrutado más de fotografiar? ¿Por qué?

Disfruté especialmente en el concierto de Marky Ramone, aunque no precisamente por él, cuando apareció en el escenario una enorme batería con un cuchillo dibujado… The Picturebooks… nunca podré olvidar ese increíble concierto, creo que precisamente porque no me lo esperaba, la fuerza que desatan estos dos alemanes sobre el escenario es tan bestia que te cubre… me llegaron mucho y muy adentro.

Una banda que intento no perderme nunca es MorphiuM, contundente directo y buena gente, siempre sorprenden con algo.

También vibré con Trombone Shorty, que fue un espectáculo digno de privilegiados, Eric Gales en sala pequeña, The Baboon Show o naturalmente, la despedida del jefe, Rosendo.

SofN: Y por el contrario, ¿qué conciertos han sido los peores a los que has tenido que ir, ya sea por el artista, las luces u otras características técnicas o logísticas?

Uno en concreto no te se decir, pero siempre que voy a una sala oscura y la música no me llega lo paso fatal para conseguir algo decente, imagino que al exigirme más por la falta de luz sumado a que el tipo de música no sea el que más te inspira, es mala ecuación.

En general no me gusta ir a conciertos en teatros o con el público sentado, tengo siempre esa impresión de que molestas paseando por delante y me siento muy incómodo, creo que a esto hay que ponerle remedio a base de insistencia dado que el problema lo tengo yo.

SofN: Existe la concepción que muchas veces un fotógrafo es alguien introspectivo, tímido, solitario e incluso socialmente poco hábil, que insiste en poner el foco en los demás para sacárselo de él mismo. Quizás es un poco estereotipada, pero ¿te identificas con esta descripción? ¿Cuáles crees que tienen que ser las características de un buen fotógrafo de conciertos?

Pues la verdad es que en mi caso esa descripción se acerca bastante; ya pasó mi época de ser suficientemente protagonista y aprobé con nota; ahora me gusta pasar desapercibido y no salir en la foto… De todos modos, no creo que esa descripción coincida con la mayoría de fotógrafos que conozco, para nada. Creo que para ser un buen fotógrafo de conciertos hay que echarle más ‘morro’ del que yo le echo, a veces hay que lanzarse para conseguir esa foto, pero ojo, con el cuidado de no joder al vecino ni perder el respeto por el trabajo de los demás.

SofN: ¿Te dedicas a la fotografía de forma profesional? Más allá de los conciertos, ¿qué otros tipos de fotografía haces?

No, desgraciadamente muy pocos fotógrafos pueden vivir de esto, es un deseo de difícil cumplimiento. Por el momento sólo hago conciertos, por suerte tengo toda una diseñadora gráfica en casa, por lo que me apunto a promos, carteles o lo que salga.

Sigo con la fotografía nocturna, me gustaría retomar la macro fotografía y fotografía de naturaleza, se echa de menos. Pero por el momento todo es un hobby, que no es poco.

SofN: ¿En qué medios o con qué eventos colaboras actualmente o has colaborado en el pasado? ¿Cómo ves la relación entre el fotógrafo y los medios o los promotores? ¿En qué crees que debería mejorar esta relación según tu punto de vista?

Estuve un año colaborando con Fotoconciertos, tanto con fotos como con crónicas, con esto último no me muevo tan a gusto… lo dejé muy a mi pesar por no poder dedicarles todo el tiempo que me gustaría. Son muy buena gente y con futuro, pero hay que trabajar duro y todo este tiempo se lo estamos quitando a nuestras familias y al dormir.

Ahora intento hacerme un hueco en esta casa, así, por placer. 😉

La relación con las promotoras es complicada, hay que ver los dos puntos de vista, todo tiene su explicación. Los fotógrafos queremos poder ir a todas partes, pero somos muchos; las promotoras quieren vender entradas, y eso se consigue antes de poder hacer nuestras fotos, no suelen interesarle las fotos de algo que ya ha dado, o no, su fruto. Por eso unicamente pueden dar acceso a las revistas quienes son las que dan promoción a sus conciertos antes de que sucedan. En mi opinión están sólo un poco equivocados, su razonamiento es correcto, pero hay fotógrafos con mucho movimiento en las redes, y las fotos que aparezcan tras el concierto seguirán ahí cuando quieran volver a traer ese grupo que ha prosperado tanto en un añito o dos… de todos modos esto tampoco mejorará, lo entiendo así. Luego hay promotoras que te echan pronto del foso o te ponen a hacer fotos en la mesa de sonido, pero esto suele ser más exigencia del artista, no se puede criticar demasiado aunque no guste.

SofN: ¿Crees que el trabajo de fotógrafo de conciertos está valorado en el ámbito barcelonés? ¿Qué tipo de iniciativas o acciones crees que hacen falta para mejorar eso?

Creo que sí está valorado si te mueves en ese mundo, ese es el problema, que fuera de ahí, no existes. Esto es lo que impide que puedas vivir de ello; eso, y que en el mundo de la música, nunca, y digo ‘nunca’, hay presupuesto para el de las fotos.

No quiero entrar en la conocida falta de respeto de medios grandes como periódicos de gran tirada robando fotos o exigiendo las fotos a cambio unicamente de poner tu nombre bajo ella, como si eso fuera negociable… todo eso está sobradamente demostrado y es así. Yo mismo reconozco haber sucumbido a ello para subir algún escalón, pero no es el camino.

¿Que podemos hacer? Nosotros bien poco, no ceder y quién quiera fotos que las pague. Quizás no son los fotógrafos quienes deban decir a otros como hacer su trabajo. Este  debate me apasiona, es interminable y tiene muchos puntos de vista distintos.

SofN: ¿Cuál es tu sala o recinto favorito en Barcelona o Catalunya para hacer fotos? ¿Por qué? ¿Y el que menos te gusta?

Tengo una clara predilección por La Mirona, es una doble sala muy completa, tanto la pequeña sala Ninyín como la grande tienen buen sonido y muy buena luz, con buenos técnicos que lo manejan de lujo. Con capacidad para aprox. 1500 personas.

Me muevo por todo y no hay rincón que no conozca. Viendo lo que cuesta llenarla, podemos estar agradecidos de tener ese lujo de sala en casa. Quizás si la gente de Barcelona se acercara más a menudo… 😉

No me cansaré de repetir que hay el mismo camino de Barcelona a Girona que de Girona a Barcelona; eso los de Girona lo sabemos muy bien, que bajamos muy a menudo a Barna. 😉

En lo referente a una mala sala, no he encontrado una sala que no me guste tanto como para soltarlo en una entrevista, todas pueden mejorar y todas podrían ser peor. A menudo son los técnicos, muchas veces por los requerimientos del propio artista los que nos ponen las cosas más fáciles o más difíciles.

SOfN: Me gustaría pedirte que escogieras y adjuntaras una sola foto que hayas hecho y de la que te sientas realmente orgullos@ y comentaras qué es lo que la hace especial para ti.

La foto de MorphiuM con Alex Bace saltando al público es especial para mi sin ser tecnicamente una gran foto, fue en 2016, en La Mirona. Alex se preparó para saltar y tuve tiempo de hacerme un hueco para pillarlo en pleno vuelo, cuando la hice pensé que era una lástima estar tan lejos y que seguro que otro fotógrafo estaba ahí debajo haciendo el fotón… pero para sorpresa mía, al día siguiente en las redes no aparecía nada, así que la lancé y tubo su impacto que para mi, en esos momentos ya era mucho. A Alex Bace le gustó, incluso se habló de la foto como “el salto de la trucha” o algo parecido. Luego tengo fotos a las que tengo mucho cariño porque han quedado justo como la vi o por el artista en sí.

SofN: ¿Qué crees que distingue tus fotografías de las de los demás? ¿Qué intentas buscar y cuáles son tus trazos característicos? ¿Cuáles son tus trucos, tanto personales como técnicos, para crear esas diferencias?

No veo mis fotografías con nada especial que las distinga, si tienen rasgos diferenciales deberán decirlo otros, creo que aún estoy en fase de mejora y sigo paso a paso sin dejar de seguir a mis referentes en cuanto a procesado se refiere. Sin prisa pero sin pausa.

SofN: ¿Cuáles son tus referentes en el mundo de la fotografía? ¿Y cuáles son tus fotógrafos favoritos de la escena barcelonesa?

Como comentaba, mis referentes lo son por el procesado de sus fotos, que le dan un “algo” que las hace más llamativas o tiene aquello que es donde pretendo llegar, por lo que no tengo en cuenta si trabajan en Barcelona o más allá.

El gran referente es Björn Olsson, este monstruo está un peldaño por encima de los mortales. ‘Los Javier’, Javier Bragado y Javier Rosa los sigo bastante, quizás no como referente pero me gusta mucho su trayectoria y su trabajo. Y de los que tengo más cerca, la ‘jefa’ Irene Serrano de la que me encanta sobretodo la pasión con la que trabaja, y Miquel Raga, tienen un procesado muy de mi gusto. Con este último tengo la suerte de compartir algunos conciertos de vez en cuando y así le copio los parámetros de cámara, es broma.

SofN: Por lo que he podido comprobar yo mismo, existe una excelente relación entre la comunidad barcelonesa y catalana de fotógrafos: honesta, accesible y sin especiales competitividades. ¿Estás de acuerdo? ¿Te has encontrado a algún imbécil por los fosos?

Imbéciles no, creo que nunca, simplemente algún inexperto que desconoce las normas no escritas de compañerismo, nada a lo que le debamos dar importancia, seguro que hay de todo. Y los veteranos son de un majo… jajaja, la inmensa mayoría si, de verdad!

SofN: ¿Cuáles son tus pasiones más allá de la fotografía y la música?

Además de esa pasión que tenemos muchos por hacer ‘primitivas’, no… unicamente un proyecto que me ronda la cabeza desde hace un par de años, dar a conocer la oferta musical que tenemos en la provincia de Girona, intentar ‘educar’ a la gente de otras provincias a venir a Girona de concierto o al teatro. Nosotros continuamente bajamos a Barcelona por su variada oferta y no es ningún suplicio, más bien al contrario.

Sabemos lo complicado que es materializar buenos carteles y me consta que se intenta y  se consigue. Ya sea mediante los festivales o la desde la sala, cada año mejoran los carteles, hay que hacer llegar esta información a Barcelona y además de inmediato, en vivo. Esta revista es mi primer paso para conseguirlo. ¡Seguiremos insistiendo en ello!

SofN: Bueno, pues esto es todo. Por favor déjanos la dirección de tu página web y de tus redes sociales por si alguien te ha descubierto hoy y tiene ganas de profundizar. Y si quieres añadir algo más, adelante. ¡Muchas gracias por tu tiempo y nos vemos por los fosos! 🙂

Pues que me quedo muy agradecido, y para terminar decir que con paciencia, haciendo un trabajo digno y con la verdad por delante se puede llegar donde uno quiere ir, y si no quieres ir muy lejos… ¡llegarás antes!

¡¡Abrazos!!

 

Web: www.inlive.xaviarques.com

Facebook: @xaviinlive

Facebook: @xavi.arques

Instagram: @xaviinlive

Twiter: @xaviinlive

Avatar
Sobre Albert Vila 703 Artículos
Siempre me ha encantado escribir y siempre me ha encantado el rock, el metal y muchos más estilos. De hecho, me gustan tantos estilos y tantas bandas que he llegado a pensar que he perdido completamente el criterio, pero es que hay tanta buena música ahí fuera que es imposible no seguirse sorprendiendo día a día. Tengo una verborrea incontenible y, si habéis llegado aquí, seguro que ya os habéis dado cuenta. Como medio, formar parte de una escena tan enérgica y con tanta gente apasionada que vive lo que hace con tanto amor y sin esperar nada a cambio es un disfrute constante y auténtico privilegio. En Science of Noise queremos ayudar día a día a que esta escena crezca y se solidifique, sin rivalidades y con la máxima ilusión. Porque seremos pocos, pero somos poderosos.