Canciones perfectas: «Rumble in Brighton» de Stray Cats

Tres tupés, un contrabajo dando vueltas como una peonza, una batería compuesta de una caja y un platillo, y una guitarra Gretsch G6120 naranja como una calabaza; estas fueron todas las herramientas que Stray Cats necesitaron para abrirse camino; eso, y alguna que otra decisión. Importante fue trasladarse de su Long Island (New York) natal, (viendo que la cosa no acababa de despegar), en el verano de 1980 a Londres.

En la capital del Reino Unido, rápidamente se posicionaron como una de las atracciones en el circuito de conciertos de la ciudad. Al poco tiempo, publicarían su debut con la discográfica Arista Records, presentando su disco homónimo: Stray Cats (1981). El álbum contiene auténticos temazos, como el primer single “Runaway Boys”, el segundo single “Rock This Town” o el evocador tercer single “Stray Cat Strut”.

Pues bien, el primer tema que inicia la cara dos del disco, es la canción que hoy nos concierne: “Rumble in Brighton”. Tema ideal para iniciar un concierto de Stray Cats. Y así lo hizo el trío rockabilly en los 17 shows del tour europeo de reunión de 2004, celebrando los 25 años de su formación, y el 50º Aniversario del nacimiento del rock ’n’ roll. En el recuerdo queda la excitación en la cola de la sala Razzmatazz de Barcelona. Podías contemplar varias generaciones de fans de Stray Cats, vistosas motocicletas estacionadas, rockers, punk rockers, mods, skins, bikers, y por supuesto gente sin ninguna vestimenta determinada, que estaban allí por amor a la banda. Lejano en el tiempo, y casi en el olvido, reside el concierto de Stray Cats en el Sot del Migdia por las Festes de la Mercè de 1992. Pero eso es otra historia…

La música

La música y letra de “Rumble in Brighton”, corresponde a Brian Setzer y Slim Jim Phantom. Es un rockabilly de tempo más bien rápido. Algunas técnicas a resaltar en cuanto a la guitarra, serían las double stops, es decir notas dobles (a dos cuerdas), también el vibrato ejecutado con la palanca o trémolo de la guitarra (wang bar) de marca Bigsby. Uso de amplificadores de válvulas, y no utiliza ningún tipo de pedalera, y ni falta que le hace al bueno de Brian Setzer (el estilo relamente, no lo requiere). En cuanto a la batería, ya hemos comentado que aquí no hay ni hi-hat, ni toms aéreos; es decir, mínimo equipamiento, máxima expresividad, y puro ritmo desde el inicio con el redoble de caja y los ataques al plato crash. El contrabajo de Lee Rocker es una lección continua de slap bass, percutiendo con la mano derecha las gruesas cuerdas. Tremendo.

La letra

La temática gira alrededor de las luchas pandilleras entre mods y rockers, acaecidas en la playa de Brighton en 1964. Para hacernos una idea, podemos tirar del disco conceptual de The Who: Quadrophenia (1973). Dicho álbum ofrece algunas pinceladas del destino costero de Brighton, y de la “actividad” hostil y agresiva de algunos jóvenes. La canción “Rumble in Brighton” de Stray Cats describe un poco todo esto, y está influenciada por los actos acontecidos en Brighton en 1964. Multitud de mods desplazándose con sus scooters, vestidos con trajes elegantes por el paseo marítimo, y por otra parte otro grupo numeroso de rockers, con sus chaquetas de cuero y sus motocicletas. Las dos bandas la lían parda en el paseo, en el embarcadero e incluso en la misma playa, agrediéndose hasta con las hamacas de franjas blanquiazules, sin que la policía pudiera hacer nada; vamos, cual saloon del Wild West pero en Brighton. Tal como dicen, nadie es el ganador, y todos juntos se van a tomar unas cervezas, y ya se verán en un año.

«There’s the Rockabilly Cats
With their pomps real high
Wearin’ black drape coats
All real gone guys
Cool skinheads with their rolled up jeans
Lookin’ real rough and mighty mean

There’s a rumble in Brighton tonight
Ringside seats for the neighborhood fight
There ain’t a damn thing that the cops can do
There’s a rumble in Brighton tonight

The sew fishhooks under their collars
They got razors in their shoes
I said ‘Go cat, go’ their battle cry
World War 3 is starting to brew

Now the skinheads are all using blackjacks
And they’re looking mighty mean
They got chains wrapped around their fingers
And their heads are all shaven clean

There’s a rumble in Brighton tonight
Ringside seats for the neighborhood fight
There ain’t a damn thing that the cops can do
There’s a rumble in Brighton tonight

Well, there ain’t a man left standing
So let’s all go get a beer
No team is the winner
So we’ll see you all next year

There’s a rumble in Brighton tonight
Ringside seats for the neighborhood fight
There ain’t a damn thing that the cops can do
There’s a rumble in Brighton tonight

Rumble in Brighton tonight
Rumble on the beach tonight
Rumble in Brighton tonight
Rumble on the beach tonight
There ain’t a damn thing that the cops can do
Line right up for the sideline view
Ringside seats for the neighborhood fight
There’s a rumble in Brighton tonight»

Veredicto

Estamos ante un tema, tal como decía previamente, ideal para iniciar los conciertos de Stray Cats, para poner patas arriba el show con esta canción dinámica y con pegada (musical se refiere, que de palos ya se repartieron suficientes en la playa de Brighton).

Avatar
Sobre Víctor Salas 59 Artículos
Me gusta la música en su abanico más amplio, las películas de terror con sus monstruos más famosos, y leer sorprendentes relatos.