Umbra et imago: Sexo freudiano y oscuridad

Estamos inspirados por Freud, que nos dice que la sexualidad es el motor de todas las cosas y en todo nos afecta. Para nosotros el sadomasoquismo es una de las formas de sexualidad más intelectuales.

Alemania siempre ha dado bandas realmente interesantes y originales, y el caso de Umbra et Imago (en castellano: “sombra e imagen”) es un inmejorable ejemplo de ello. Practican un metal gótico muy teatral y oscuro a pesar de que empezaron con el electro dark en 1992, con canciones extensas, muy atmosféricas y con un espectáculo de sexo sadomasoquista. Vas a encontrar conexiones con los Lacrimosa más minimalistas de sus inicios y también con Crematory, especialmente desde 2010 para arriba. En su música hay muchas partes narradas y teclados envolventes.  Empezaron en 1991 dirigidos por Mozart (Manuel Munz), y se basaron en las ideas freudianas de que el sexo es el motor que nos dirige y condiciona en todos los sentidos: el motor de nuestras vidas. A través de letras cínicas, retorcidas y oscuras, uno va entrando en el particular mundo en el que, en directo, se ofrece un gran espectáculo de luces, pirotecnia y actos sadomasoquistas. Su imagen como banda es también impactante (peinados, cuero…). A pesar de la oscuridad y la sexualidad de su propuesta, Mozart se declaró cristiano, si bien no tiene buenas palabras por la Iglesia como institución.

Trayectoria

A principios de 1991 Umbra et Imago compartía miembros con otro proyecto llamado The Electric Avantgarde. Los planes de derivar hacia el death metal en The Electric Avantgarde terminan en nada, y pronto el proyecto toma el nombre de Dracul, en el cual Mozart se desvincula y decide optar por hacer de Umbra et Imago su banda madre. En 1992 debutan en directo mostrando una música oscura en la que los elementos electrónicos dominan. A ello le suman un concepto estético extravagante, muy vistoso y cuentan con músicos invitados de otras bandas. Entre 1992 y 1994 el grupo edita dos EPs, pero su primer disco como tal sería Infantile Spielen en 1993 (su obra más reconocida). Destacan los temas extensos, de más de 10 minutos, lo que juega en su contra a la hora de sacar singles o ser radiados por la radio comercial. A pesar de todo, su tema “Gothic Eroti” de ese mismo disco, es su canción más famosa hasta día de hoy. En 1995 la misma Alemania les prohíbe hacer su show en directo debido al alto contenido sexual. Su show incluía a seis personas sobre el escenario y el grupo cuenta habitualmente con diez roadies trabajando para ellos. Su show de contenido lésbico alcanza la máxima provocación con un cunnilingus realizado por dos modelos. En palabras de Mozart: “Nuestro show es muy fuerte”. La portada de su directo de 1997 The Hard Years Das Live – Album es absolutamente icónica quedando como una de las señas de identidad del grupo. No es muy diferente de las habituales en el black metal ni tampoco se queda lejos de las primeras de Manowar: bosques norteños, espadas, chica arrodillada y humo.

En 1995 hay cambios en la banda y finalmente entra el bajista Lutz Demmler. Esa nueva incorporación muestra al grupo una nueva orientación musical que deriva hacia derroteros más hard rock como podemos ver en el disco de 1996 Mystica Sexualis. Su nuevo concepto del metal góticose ve potenciado con la aparición de varias modelos ligeras de ropa en sus directos. Posteriormente en el grupo penetrarían los ritmos maquinales de los emergentes Rammstein, que dominarían sus discos de la década del 2000. Tras la aparición de Mea Culpa en el año 2000 y Dunkle Energy en 2003, el guitarrista Freddy Strürz abandona el grupo.

Según la propia banda, el disco del pasado 2010, Opus Magnus, tenía que ser el epitafio creativo del grupo, a pesar de que iba acompañado de un nuevo DVD que mostraría toda la trayectoria de la banda con sus particulares, oscuros y espectaculares directos. De ese disco destaca la belleza de “Ohne Dich” de la que hay un videoclip en blanco y negro. Han ido espaciando cada dos años sus directos y no se han prodigado excesivamente, siempre en festivales especializados en ambientes góticos. En esta última década hasta tres discos de estudio han visto la luz bajo el nombre de Umbra et Imago por mucho que mucha gente creyera al grupo separado desde 2010. También el inglés ha ido entrando en los textos del grupo en canciones como “She Is Calling”.

Actualidad y directo

En este fatídico 2020 van a sacar un disco de estudio. Han unido los nombres de Umbra et Imago y The Electric Avantgarde (una especie de fusión de ambas bandas) y el single “Heucht Nacht” ya apareció en 2019. En la promoción han utilizado un video con un Mozart que parece que haga autoparodia. Perfumes, perros, hierbajos y coronavirus. Está bien que no se tomen especialmente en serio.

Dentro de sus directos suelen contar con versiones de la talla del “Light My Fire” de los Doors (un título de gran connotación sexual) y uno de los clásicos de la música alemana de baile como es el “Rock Me Amadeus” de Falco, que conecta con el nombre de su líder. Pinturas de directo, ropajes góticos, capuchas con láser en los ojos, gogós, shows lésbicos, libros humeantes, pirotecnia… De verdad que Umbra et Imago saben defender bien sus directos por mucho que estos rituales brillen por su escasez. El espectáculo sadomasoquista lo justifican pues lo consideran como la forma de sexualidad más intelectual de todas. Se quedaron en Freud

Jordi Tàrrega
Sobre Jordi Tàrrega 467 Artículos
Coleccionista de discos, películas y libros. Abierto de mente hacia la música y todas sus formas, pero con especial predilección por todas las ramas del rock. Disfruto también con el mero hecho de escribir.