Scape Land – Evil Mind Pieces

Nuestra Nota


8 / 10

Ficha técnica

Publicado el 11 de julio de 2018
Discográfica: Independiente
 
Componentes:
Iván Corpas - Voz
Diego - Guitarra
Josema - Bajo
Adrián - Batería

Temas

1. Evil (6:18)
2. Take’em Out (5:00)
3. I Am (4:27)
4. Crazy (5:15)
5. God’s Love (6:30)
6. Don’t Break Me Up (5:05)
7. Breath (0:33)
8. Alive (5:33)
9. Mind Pieces (3:44)

Multimedia


Escucha y compra

Este disco en Amazon: Scape Land – Evil Mind Pieces
Todos los discos de Scape Land en Amazon


Scape Land no deja de sorprender en su segundo trabajo, con una presentación impecable. A la primera escucha podemos afirmar que la amalgama de estilos que baraja la banda gaditana queda hilvanada a la perfección en Evil Mind Pieces. Desde su formación en 2006, la banda ha pasado un proceso de cambios en sus componentes hasta encontrar la línea que los define. El esfuerzo ha valido la pena y la búsqueda ha llegado a buen puerto. Olvidemos el concepto “imposible de calificar” para entrar en materia: un metal progresivo, acelerado y técnico con tinturas thrash, death y core. Con estilo propio, convincente, incontestable.

La apertura agresiva y feroz de “Evil” es capaz de mantener la tensión desde los guturales más desgarradores a las partes más melódicas. Las referencias a bandas progmetal más experimentales, con estribillos disonantes, instrumentales técnicos y veloces, son innegables. Una presentación que define la línea de la banda a la perfección. La cosa se recrudece en “Take’em Out” donde la batería suena atronadora y las guitarras más ásperas y agresivas. Las alternancias entre voces guturales y melódicas se convierten en marca de la casa, como comprobamos en “I Am” que, con una base más hard rock sigue manteniendo esos diálogos vocales de Ivan Corpas que tanto definen a la banda. En “Crazy” llega la locura con cinco minutos de doble bombo demencial, una base rítmica a velocidad de vértigo y, de nuevo, incorporación de nuevos registros vocales que nos trasladan del grunge al metalcore con naturalidad pasmosa.

La impecable introducción melódica de “God’s Love” desencadena en melodías a coherentes y pasajes doom oscuros. A parte del abanico vocal, del que no paramos de sorprendernos, tanto los riffs como los solos de guitarra muestran diversidad de estilos y técnicas que prometen ser la pesadilla de aquellos que les guste etiquetar a bandas. En cuanto a tempos, “Don’t Break Me Up” es un ejercicio de aceleración de manual, de aquellos temas que empiezan lentos y, sin saber exactamente como, alcanzan velocidades de locura. “Breath” nos da un respiro. Arpegios tranquilos que sirven de introducción al medio tiempo de “Alive”, el corte más melódico del álbum que nos lleva, para cerrar el trabajo, a “Mind Pieces” donde vuelven a sorprendernos con un giro de tuerca estilístico esta vez a lo System of a Down, siempre llevado a su terreno.

Con Evil Mind Pieces, Escape Land han demostrado que son capaces de entretejer diferentes estilos encontrando un sitio propio y diferenciador, donde se encuentran cómodos, con técnica, calidad e inspiración. Esperemos que puedan defenderlo tanto en directo como en posteriores trabajos, afianzando el espacio que se merecen.

Si te ha gustado el artículo, por favor danos tu apoyo siguiéndonos en Facebook: