Entrevista a Ingemar Jansson, vocalista de No Fun At All

‘Hubo una época donde acabamos rechazando toda la movida punk rock’

Quedé con el vocalista Ingemar Jansson de la legendaria banda sueca de punk rock No Fun At All, justo antes de su show en el Estraperlo Club Del Ritme (Badalona) con Satanic Surfers. Durante una intensa conversación, Ingemar habló de los viejos tiempos de la banda, de su próximo álbum, de el giro que dieron en State Of Flow y sobre la salud del punk rock hoy en día, entre otras cosas. Vamos allá!

SofN: NFAA empezó hace 27 años, y el grupo sigue tocando después de todo ese tiempo. ¿Cómo sienta eso?

Sienta super bien, ¡casi como si estuviéramos predestinados a hacerlo! Lo dejamos durante un tiempo, pero queríamos continuar, y ahora con el cambio de miembros de la banda… dos de ellos lo dejaron porque no querían seguir con las giras, ni grabar un disco nuevo, pero aún quedábamos tres tíos de la formación original que queríamos continuar. Y sentimos que lo estamos haciendo bien, la gente quiere vernos, por lo tanto hubiese sido estúpido no seguir con ello.

SofN: ¿Imaginásteis nunca al empezar que llegaríais tan lejos?

No… Tuvimos buenas críticas internacionales del álbum Vision, como en Maximum Rocknroll  y otros fanzines de Estados Unidos, y también en Suecia… pero creo que nunca imaginamos que iría tan bien. ¡Soñábamos con ello! Recuerdo que cuando grabamos No Straight Angles pensamos “a lo mejor podríamos ir a Alemania y hacer algunos conciertos, ¡porque el disco está bastante bien!”.

SofN: La primera vez que os vi en directo fue a finales de los 90 en la sala Garatge (Barcelona). ¿Cómo recordáis aquella época?

Casi no me acuerdo… [risas] No, la recuerdo muy bien! Hicimos tres conciertos allí, y estuvieron geniales. Uno de ellos fue en el Sued(e)palooza con The Hives, Refused y Liberator, un tour de 5 semanas por Europa. Barcelona y la Península Ibérica en general siempre se ha llevado muy bien con nosotros, por lo tanto siempre mola volver aquí.

SofN: ¿Qué diferencias hay en los directos de antes y los de ahora? ¿Qué habéis aprendido? ¿Hay algo que echéis en falta?

Creo que ahora somos una banda mejor y hacemos mejores conciertos. Probablemente en hacernos mayores sabemos mejor qué no hacer… La tecnología en los equipos también ha mejorado mucho desde los 90, con lo cual también es más fácil.

¿Con qué canciones disfrutáis más en los conciertos? ¿Hay canciones que os gustaría tocar pero no lo hacéis?

Oh, ¡pregunta difícil! Yo disfruto de todas las canciones que tocamos. Respecto a la segunda parte de la pregunta, estoy pensando en las canciones de State Of Flow, que no tocamos porque se hicieron con una formación distinta. Ahora que Steven y Chris ya no están en la banda… veremos, ¡puede que toquemos algunas de ellas en el futuro!

SofN: ¡Me encantaría!

Si, al menos una. Sería divertido… Excepto esos temas, de Vision a Lowrider tocamos canciones de todos los discos, y en todas ellas lo pasamos bien.

SofN: ¿Qué tal ir de gira con Satanic Surfers? ¿Cuando os conocisteis por primera vez?

El primer show con Satanic Surfers debió ser en el ’94, en el sur de Suecia… Hemos tocado muchas veces con ellos. Hace dos años fuimos juntos a Japón, y allí fue donde volvimos a conectar, nos conocimos a fondo y ¡son unos tíos locos majísimos! Es la hostia girar con ellos.

SofN: En 2008 publicasteis Lowrider, vuestro quinto disco y el último hasta la fecha. ¿Cómo han ido las cosas desde entonces? Leí en una entrevista que ¡ahora el grupo es más “do it yourself” que nunca!

Sí, podría decir que lo éramos hasta este año. Gestionábamos todos nuestros conciertos, incluso publicamos un álbum bajo nuestro sello. Con el nuevo álbum a punto de salir, decidimos hacer muchas más giras, o sea que ahora trabajamos con una agencia que nos monta los tours, con lo que tuvimos que aflojar un poco con lo de DIY. Si haces tours largos por Europa es casi imposible hacértelo tu mismo, necesitas todos los contactos… Pero no tenemos mánager, o esa que aún lo decidimos todo nosotros.

¡No sabía que publicareis un álbum nuevo!

Sí, ¡está grabado y a punto de fábrica!

SofN: Entonces, ¿qué podemos esperar de él?

Temas muy NFAA, pero con una vuelta de tuerca. Como tenemos dos miembros nuevos en la banda, el sonido será un poco distinto. Creo que ha quedado muy bien y a la gente le va a gustar. Es un poco novedoso, no como State Of Flow, pero bueno…

Lo grabamos en noviembre del año pasado con Mathias de Millencolin en su estudio. Estuvimos allí tres semanas y el resultado es muy bueno. Él nos hizo de co-productor y nos ayudó muchísimo.

SofN: En otra entrevista explicabas que al grabar un álbum os ponéis mucha presión encima. ¿De dónde crees que sale esa presión?

¡Buena pregunta! Aunque de hecho, esta última vez grabar ha sido bastante distinto, mucho más divertido. Antiguamente lo queríamos todo perfecto, y si no salía así cien por cien era como “¡mierda, la cagamos!”.

Creo que ya no nos pasa eso, seguramente porque al hacernos mayores tenemos más experiencia y sabemos que el resultado será bueno pase lo que pase. Por eso disfrutamos tanto grabando el nuevo disco, incluso cuando lo estábamos ensayando. Nos tiramos varios días practicando entre nueve y diez horas, acabando totalmente muertos. Pero fue todo redondo, y luego grabar fue coser y cantar. ¡Al final resultó que lo habíamos preparado de puta madre!

SofN: Se podría decir que Lowrider fue un regreso al punk rock, después del cambio de rumbo de State Of Flow. Incluso usasteis el clásico logo de NFAA, que no aparecía en el álbum anterior. ¿Qué os hizo tomar esa decisión de “vuelta a las raíces”?

Cuando grabamos State Of Flow estábamos demasiado cansados de seguir con lo que hacíamos. No disfrutábamos de los conciertos y acabamos rechazando toda la movida punk rock. Pensamos “esto no es lo que deberíamos seguir haciendo…”. Creo que en realidad estábamos cansados de nosotros mismos, por eso quisimos hacer algo distinto.

Cuando ahora lo escucho, State Of Flow realmente me gusta. Tiene muy buenos temas, pero le falta la vuelta de tuerca, la agresividad, y la velocidad… ¡Creo que eso es lo nuestro! La velocidad es No Fun At All, o sea que si quitas la velocidad se convierte en otra cosa.

Cuando Mikael escribió los temas de Lowrider decidió que, ¡a la mierda! Volveríamos a hacer otro álbum de NFAA. El nuevo va a ser así también, pero incluso más que Lowrider, que es quizás demasiado básico. Hay una vuelta de tuerca más, y el logo va a estar allí.

SofN: Si vamos un poco más atrás en el tiempo, The Big Knockover se publicó en 1997, y creo que es asombroso cómo suena. ¿Cómo sucedió eso? ¿Quizás el proceso de grabación fue distinto respecto a los discos anteriores?

Yo puedo hablar de la voz. Decidimos bajar las canciones unos cuantos tonos, para que se ajustaran a mi voz mucho, mucho mejor que en Out Of Bounds y No Straight Angles, donde tuve que cantar muy agudo. ¡O sea que pude descansar! Me lo pasé muy bien grabando Knockover, porque no tuve que pelear conmigo mismo mientras cantaba.

También teníamos un equipo nuevo, ya habíamos girado bastante, compramos amplis nuevos y sabíamos mejor lo que queríamos a nivel de sonido que en Out Of Bounds, que pudo haber sonado mucho mejor con una producción distinta. Estoy de acuerdo, The Big Knockover suena como debería.

SofN: ¿Cómo anda la salud del punk rock en 2018?

Creo que está muy vivo, comparado con el año 2008 cuando publicamos Lowrider. Como mínimo en Suecia, hace diez años no pasaban muchas cosas… Cuando ahora vamos de gira ¡es como si los noventa estuviesen de vuelta! Hay muchas buenas bandas girando y grabando nuevo material… ¡Está pasando otra vez!

SofN: Me pregunto qué bandas y artistas escuchas.

[suspiro] Personalmente escucho mucho folk americano recientemente, Gillian Welch y cosas así, pero también country antiguo como Hank Williams o Lefty Frizzell… Si voy a escuchar punk rock, ¡simplemente pongo Black Flag con Henry Rollins! [risas]. Desgraciadamente no escucho mucho punk rock nuevo.

SofN: ¡Pues ya hemos terminado! Muchas gracias por tu tiempo. ¿Quieres añadir algo más?

¡Estamos muy emocionados con el nuevo disco! Creo que va a ir muy bien. ¡Y muchas gracias!


(ENGLISH VERSION)

I met with vocalist Ingemar Jansson from swedish punk rock legends No Fun At All right before their show at Estraperlo Club Del Ritme (Barcelona), together with Satanic Surfers. During an intense conversation, Ingemar talked about the good old times of the band, their new upcoming album, the switch they did in State Of Flow and the health of punk rock nowadays, among other stuff. Let’s check it out!

SofN: NFAA started 27 years ago, and the band keeps playing after all that time. How does that feel?

It feels really good, like we were supposed to do it! We called the quits for a couple of years, but we wanted to continue, and now with the change of members… two guys left the band cause they didn’t want to tour anymore, nor record another album, but we are still three guys from the original lineup who wanted to do it. And it feels we are doing a good job, people wanna see us, so it would be stupid not to do it.

SofN: Did you ever imagine when you started you’d get that far?

No… We got some good reviews of the Vision album internationally, like in Maximum Rocknroll  and famous sites on the US, and also in Sweden… but I don’t think we ever imagined it was gonna be like this. We fantasised about it! I remember when we recorded No Straight Angles we thought “maybe we could go to Germany and do some shows, because this is pretty good stuff!”

SofN: The first time I saw you live was in the late 90s in sala Garatge (Barcelona). How do you remember those times?

I hardly remember… [laughs] No, I remember it warmly! We did three shows there, which were really good. One of them was the Sued(e)palooza show with The Hives, Refused and Liberator, a 5 week tour in Europe. Barcelona and the Iberian Peninsula in general have always been really good to us, so it’s always nice to come back.

SofN: When playing live, which are the differences from those early times to nowadays? What have you learned? Is there anything you miss?

I think we are a better band now, and we perform better shows. Probably because we are getting older we know what to not do… Technical equipment has actually changed pretty much since early 90s, so it’s also easier.

SofN: Which songs do you enjoy the most in your concerts? Are there any songs that you’d like to play live but actually don’t?

Oh, it’s a very difficult question! I enjoy all the songs we play. For the second part of the question, I’m thinking about State Of Flow songs, which we don’t play because we had a different line up. Now that Steven and Chris are gone… we’ll see, maybe we’ll play some of those songs in the future!

SofN: I would love that!

Yeah, at least one. It would be fun… Otherwise, from Vision to Lowrider we play songs from all the albums, and all of them are fun to play.

SofN: How is it touring with Satanic Surfers? When did you meet for the first time?

The first show with Satanic Surfers must have been in ’94, in the south of Sweden… We’ve played many shows with them. Two years ago we went to Japan together, and then we really connected again, we got to know each other and they are crazy nice guys! It’s a lot of fun touring with them, it’s a blast!

SofN: In 2008 you released Lowrider, your fifth full length album and last one to this day. How have things been going since then? I read in an interview that now the band is more DIY than ever!

Yeah, I should say we were until this year. We used to book all our shows, we even released one album ourselves. With the new album coming up in April, we decided to tour a lot more, so now we have a booking agency and we had to let go a little bit on the DIY thing. If you gonna do big European tours is almost impossible to do it yourself. It’s too much work, you have to have all the connections… But we don’t have manager, so we still decide everything ourselves.

SofN: I was not aware you were releasing a new album!

Yeah, it’s recorded and waiting to be pressed!

SofN: So what can we expect about it?

You can expect a bunch of very truly NFAA songs, but with a twist. Since we have two new members in the band it’s a different sound. I think it’s really good, it’s gonna be taken well and people are gonna like it. It’s a bit new, not like State Of Flow, but yeah…

We recorded it in November last year with Mathias from Millencolin in his studio. We spent three weeks there and turned out really good. He’s been co-producing it and he helped a lot.

SofN: In another interview you mentioned that recording an album puts a lot of pressure on yourselves. Where do you think that pressure comes from?

That’s a good question! But actually this time it was quite different, more fun to record. In the old days we wanted everything to be so perfect, and if it didn’t turn out to hundred percent it was just like “oh shit, that’s fucked up!”.

Now it doesn’t feel like that, maybe it has to be with growing up, having more experience and knowing it’s gonna be good anyway. So it was a lot of fun recording the new album, and also to rehearsal it. We spent days just rehearsing, nine or ten hours a day, coming out getting totally fucked up. But it’s been going really well, and it was so easy to record because we rehearsed so much. At the end we were extremely well prepared.

SofN: We could say Lowrider was a comeback to punk rock, after the change of direction on State Of Flow. You even used again the classic NFAA logo, which didn’t appear in the previous album. What made you take that “back to the roots” decision?

When we recorded State Of Flow we were too tired of doing this. We didn’t have fun at all playing live, and we were just rejecting the whole punk rock kind of thing. We thought “this is not what we are supposed to do…”. I think that was because we were so tired of ourselves, so we wanted to do something different.

I really like State Of Flow when I listen to it now. There are really good songs there, but it doesn’t have the twist, the aggression, and the speed… I think that’s our thing! The speed is No Fun At All, so if you take away the speed it turns into something else.

When Mikael wrote the songs for Lowrider he decided that now, what the fuck! Let’s just do another NFAA album! The new one is gonna be like that too, but a little bit more to it than Lowrider, which is very basic. There is another twist on the new one, and the logo is there.

SofN: Going back on time a bit more, The Big Knockover was released in 1997, and I think it is amazing how it sounds. How did that happen? Was the recording process any different from previous albums to achieve such sound?

I can speak for the vocals. We decided to take down the songs a few steps in tone, so it would fit my voice a lot, lot better than Out Of Bounds and No Straight Angles, where I had to sing very high. And then I could rest! It was really fun to record Knockover for me, because I didn’t have to fight when I was singing.

There was also new equipment, we had done a fair bit of touring, we bought new amps and we knew more what wanted to have soundwise than in Out Of Bounds, which could have been sounding a lot better, the production could have been a lot different. So I agree, The Big Knockover sounds as it should have.

SofN: How is the health of punk rock in 2018?

It think it’s very much alive, compared to when we released Lowrider in 2008. At least in Sweden, not much was happening then… When we go on tour now it’s like the 90’s are back! A lot of good bands out there touring and recording new stuff… It’s absolutely happening again!

SofN: I’m curious about which bands and artists do you listen to?

[sight] I personally listen to a lot of americana nowadays, Gillian Welch and stuff like that, but also old american country music like Hank Williams or Lefty Frizzell… If I’m gonna listen to punk rock, I just put on Black Flag with Henry Rollins! [laughs] I don’t listen to much new punk rock, unfortunately.

SofN: Well, that’s it! Thank you for your time. Anything else you’d like to add?

We are really excited about the new album! I think it’s gonna be a good thing. So thank you too!

Si te ha gustado el artículo, por favor danos tu apoyo siguiéndonos en Facebook:

Toni Feliu

Toni es un apasionado de la música. Estudió violín e ingeniería informática. Sus gustos eclécticos, desde el hardcore/punk a la clásica, le permiten usar la música como terapia para no enloquecer (demasiado). Literalmente sin tiempo para pensar, toca la guitarra, el violín y el bajo en 3 bandas, se relaja como DJ y deambula compulsivamente por mogollón de conciertos molones.

Toni Feliu
Sobre Toni Feliu 25 Artículos
Toni es un apasionado de la música. Estudió violín e ingeniería informática. Sus gustos eclécticos, desde el hardcore/punk a la clásica, le permiten usar la música como terapia para no enloquecer (demasiado). Literalmente sin tiempo para pensar, toca la guitarra, el violín y el bajo en 3 bandas, se relaja como DJ y deambula compulsivamente por mogollón de conciertos molones.