Los inicios de Powerwolf

Red Aim, la banda anterior

El éxito de Powerwolf era cuestión de tiempo, pero hasta que el proyecto no estuvo listo, casi la misma formación, empezó en el negocio con otra agrupación de la que pocos se acuerdan: Red Aim. Fue algo muy efímero, prolífico en cuanto a grabaciones y a la vez muy grande. Yo les pude conocer ya que Metal Bladeenviaba promos a la web donde participaba. Sólo mandaron dos de sus cuatro únicos trabajos. El resto fueron editados anteriormente por la discográfica sueca de espectacular nombre: I Used to Fuck in Prision People like You. Red Aim era una especie de stoner muy personal y diferente, con el humor por bandera, algo que sería común en los inicios de Powerwolf pero también era otro tipo de humor. El grupo se presentaba con seudónimos cachondos como los de Dr. Don Rogers (Attila Dorne), El Davide (sí, ¡tenían bajista!), Ray Volva a los teclados (Falk Maria Schlegel), Mitch Buchanan a la percusión y B.B. Foxworth (Charles Greywolf) a la guitarra. Casi toda la plana mayor de Powerwolf como pueden ustedes observar. Lo más cercano en lo musical podían ser Queens of the Stone Age o Spiritual Beggars.

Red Aim y Powerwolf en Wacken en los 2000

Como decíamos, fueron cuatro discos en cuatro años, un ritmo alto que no les llevó a ninguna parte a pesar de que en su día pudieron llegar a tocar en Wacken2002. Allí estaba yo, pero no me acerqué a verles, tenía otras prioridades. Algo que sí hice años más tarde en el mismo Wacken, fue asistir al concierto de Powerwolf que se presentaron en la carpa del festival. Un escenario menor y un concierto menor. Mi gran amigo de toda la vida sabía de su existencia y le acompañé. Me pareció una banda de tercera con nombres de canciones fatales como “Kiss of the Cobra King” o “Saturday Satan”. Sus variedades de shock rock también eran justitas. Pero un año más tarde sacaron Bible of the Beast y ya todo cambió. Ese disco es una obra maestra.

Red Aim, la banda que no llegó a nada

La banda fue fundada en 1995 por Pascal Flach y Benjamin Buss que se conocían desde sus tiempos de escolares. Red Aim lanzó Sinai Jam en 1996 y posteriormente Orange en 1998. La intrascendencia fue el común denominador. Eran mini-álbumes autofinanciados y de producción propia antes de firmar en el sello de Dortmund I Used to Fuck People Like You In Prison Records (más tarde People Like You Records). El primer lanzamiento profesional ya con ellos fue en 1999, el álbum Call Me Tiger. Esta obra es de hecho una versión mejorada, con dos pistas adicionales, de su último mini-álbum Orange. Fue remezclado y con voces nuevas por parte de Karsten Brill, ya que el cantante Pascal Flach había dejado por aquél entonces el grupo. Stefan Gemballa se unió a la batería y posteriormente estuvo unos años en Powerwolf. En el mismo año Red Aim grabó una versión de «The Trooper» de Iron Maiden para el típico disco de homenaje. En aquellos días los discos homenajenativos eran constantes y solían funcionar. Christian Theisinger de la banda Shard les ayudó en varias actuaciones en directo. Los títulos de las canciones de la banda están allí parcialmente escritos en dialecto de Sarre, una región de Alemania cercana a Luxemburgo.

En el año 2000, Red Aim giraron con la banda holandesa de stoner rock 7Zuma7 y ese mismo año editaron el EP The Aprilfuckers. En 2001 las cosas van a mejor con la publicación del álbum Saartanic Cluttydogs ya con el sello estadounidense Metal Blade RecordsLa banda vuelve a cambiar parte de su alineación. El bajista Thorsten Erbel fue reemplazado por El Davide y Ray Kitzler entró como teclista. En agosto de 2001 y del 2002 tocan en el festival Summer Breeze en Alemania. En el año 2002 sacan el segundo álbum a través de Metal Blade RecordsFlesh For Fantasy. Fue producido en Hagener Woodhouse Studios bajo la dirección de Dan Diamond y aquí aparece otra versión: «Rock You Like a Hurricane» de los Scorpions. En abril de 2002 (su gran año) Red Aim apoyan la banda de rock medieval alemana In Extremo durante su gira de primavera.

Wacken, Summer Breeze y cambio de planes

Y a principios de agosto de 2002 el grupo toca en el Wacken Open Air en Schleswig-Holstein. En el posterior 2003 siguen con Metal Blade Records y publican su último álbum Niagara, quizá su obra más inspirada. En ella participa un coro de niños que le da muchísimo color al disco, dirigidos por Dirk Steinnagel. El 6 de diciembre de ese mismo año Stefan Gemballa se lesiona al finalizar un concierto en Saarbrücken. Desde septiembre de 2004, la banda estuvo grabando en los Fredman Studios de Suecia su siguiente posterior álbum. Pero nunca llegó a ver la luz del sol. Lo dejaron aparcado, e incluso, a mediados de 2006, Red Aim reemprende la labor del finiquitar el álbum planeado, que se iba a titular The Pink Necromantic, pero nada más se supo de él.

Fue dos años antes, en 2004, cuando Karsten Brill, Benjamin Buss y el bajista David Vogt fundaron la banda de power metal Powerwolf. Y en ella había gran parte del poso perpetrado en Red Aim, las ideas, las horas de local acumuladas y el particular humor. Le dieron varias vueltas de tuerca al proyecto de banda hasta dar con la fórmula y la idea de directo. Nada hubiera podido ser sin los años de aprendizaje en Red Aim. Cuando le das a la gente de Powerwolf un disco de su anterior banda para que te lo firmen quedan encantados, con cara de nostalgia y sorpresa. Es una lástima que el mundo no les llegara a conocer, y de hecho, los dos primeros discos de Powerwolf es como si no existieran, como si todo empezase con Bible of the Beast.

Jordi Tàrrega
Sobre Jordi Tàrrega 268 Artículos
Coleccionista de discos, películas y libros. Abierto de mente hacia la música y todas sus formas, pero con especial predilección por todas las ramas del rock. Disfruto también con el mero hecho de escribir.