Entrevista a Luka Van de Poel, batería de DeWolff (II): ‘En diez años espero estar tocando en recintos como los que tocamos hoy con Black Crowes, pero como cabezas de cartel’

Aquí os dejamos con la segunda parte de la entrevista con Luka Van de Poel, el excepcional vocalista de los neerlandeses DeWolff que en el momento de la entrevista estaba de gira hispana con The Black Crowes. Pera los jóvenes tulipanes girar con los hermanos Robinson va más allá de un sueño, pero se lo han ganado a base de trabajo y esfuerzo constante.

El hecho de que DeWolff estén en posiciones privilegiadas viene en parte por las ideas locas que tiene el grupo y que nadie antes ha hecho. Grabar un disco “de estudio” en una furgoneta estando de gira y con una grabadora Tascam comprada en un mercadillo es uno de sus logros. Ese disco llegó a ser un éxito. Otra de sus grandes locuras fue lo de hacer cada día, durante una semana, un concierto en el que tocaron todos sus discos enteros y ambientados, con muchos invitados y figurantes.

DeWolff es una banda muy especial destinada a crecer y a subir como la espuma. Veremos si en unos años los grandes recintos les reciben, lo que está claro es que desde Science of Noise les hemos visto crecer. Si un grupo puede cumplir sueños, ese es DeWolff.

Volviendo a la actual gira con los Black Crowes… necesito preguntarte si has hablado con los hermanos Robinson.

Sí, hemos podido hablar con toda la banda. Son muy amables y abiertos, especialmente con su guitarrista Isaiah Mitchell. Hablamos con Chris, con Rich y todos son grandes personas y te diría que hay una amistad creciendo allí. Todavía nos quedan algunas fechas con ellos y quién sabe… Igual terminamos siendo mejores amigos (risas).

Vuestro show en Barcelona fue breve, pero sorprendente, especialmente para aquellos que no os conocen. ¿Qué tan importante fue para DeWolff un álbum como Shake Your Money Maker?

Hemos escuchado ese disco muchas, muchísimas veces… Posiblemente no tantas como el siguiente The Southern Harmony and Musical Companion. Ese disco tuvo muchísima influencia en nosotros Es que el Shake Your Money Maker es un disco muy directo de puro rock n’ roll. Todas las canciones lo son y son todas muy grandes, pero no tienen esos elementos soul y góspel que llegarían en su siguiente disco, que es el que más nos influenció.

Puedes notarlo perfectamente en nuestro segundo disco, allí se perciben todas esas influencias de los Black Crowes. Y creo que en 2007 sacaron un disco titulado Before the Frost until the Freeze y ya te digo que ese disco también lo hemos escuchado mucho, muchísimo. También fue una gran fuente de inspiración.

Y me he encontrado con que he vueto a escuchar el Shake Your Money Maker otra vez tras años sin hacerlo y puedo decir que lo he redescubierto y menudos temas… “Twice As Hard”, “Jealous Again”, es que todo son hits. ¡Qué grandes canciones!

Te confieso que si me dan a escoger… yo también me quedo con el segundo disco de los Black Crowes.

¡Como yo! Ambos son muy buenos, simplemente que el segundo es un poco mejor que el primero (risas).

Es hora de hablar de la experiencia-locura que supuso el Nonagon Marathon. Tocasteis durante una semana y por streaming todos vuestros discos en directo con diferentes invitados y cambiando los escenarios y ambientando cada disco como merecía. Vi parte de esos shows y… creo que fue increíble. Nadie ha hecho algo así antes. ¿Lo editaréis en DVD?

No está editado en DVD, pero lo vendemos en las giras, está disponible en USB ya que son muchas horas de directo. Tiene un logo muy cool y puedes adquirirlo en nuestros conciertos. Allí puedes volver a ver el Nonagon Marathon. Está en torno a los 30 o 35 euros. No está mal pues son 9 o 10 horas de música.

Me pareció increíble porque de un día al otro cambiabais el sitio, la producción, la concepción de todo… Era una locura, pues yo recuerdo gente vestida de animales por allí…

Sí, ¡fue una locura! Pusimos muchas horas de trabajo en esos conciertos. Mucha gente vino con ideas varias sobre el cómo poderlo llevar a cabo. Desde a las plantas, las alfombras, todo… Quisimos darle una vibra especial a cada uno de esos conciertos a la vez que queríamos que cada concierto conectara con cada disco y tuviese la onda que respiraba cada obra cuando salió a la luz.

Fue una experiencia muy cool y lo pasamos bien puesto que eran tiempos de Covid y no teníamos muchos conciertos para hacer ante el público. Quisimos aportar algo totalmente loco y de verdad que creo que funcionó perfectamente.

Sinceramente te digo que el show business necesita de estas ideas locas. Ideas que sí tiene DeWolff.

Sí comparto tu opinión, todos en el grupo lo creemos y es por eso que aquí estamos.

Otra idea loca fue el álbum Tascam Tapes, pero funcionó muy bien. En ese disco no llegaste a tocar la batería creo, hiciste las percusiones con la grabadora Tascam comprada en una carretera española…

Sí, eso fue otra idea muy loca: lo de grabar un disco completo dentro de una furgoneta. No había mucho espacio en la Mercedes Sprinter. Nos tocó adaptarnos al espacio y al formato. Pablo tocó su guitarra, Robincon un pequeño sintetizador y yo sí que tenía un pequeño set de batería real grabado en sampler con patrones funky y souleros. Los había sampleado de viejos discos. Ese era el espíritu del Tascam Tapes.  Así que grabamos todo nuestro disco estando de gira, y eso incluyó España, pues estábamos en 2018 cuando hicimos esta locura.

Y curiosamente Tascam Tapes llegó a ser uno de los discos más exitosos de DeWolff.

Sí, la verdad es que fue todo muy inesperado ya que se trataba de un experimento. Decidimos lanzarlo y al final vimos que había sido una buena idea porque a la gente le gustó ese sonido tan refrescante. Fue una muy buena idea lo de hacerlo de este modo, aunque… no creo que lo volvamos a hacer, pero también me pregunto si habrá alguien capaz de volver a hacer algo similar.

¿Cómo fue la experiencia de tocar junto a la orquesta Metropole?

Oh, eso sí que fue una locura… Otra vez, durante los tiempos del coronavirus tuvimos tiempo para preparar algo como aquello. Grandes oportunidades surgieron y entre esas estuvo la posibilidad de tocar junto a una orquesta de cincuenta personas, con harpas, violines, percusión, timpanis… Fue genial el poder llevar a cabo algunos conciertos con ellos. Y es que el sonido de todo aquello era realmente gigante. Había una combinación de gustos excelentes allí: una banda de rock con una gran orquesta.

Es algo que ya se ha hecho antes y muchas veces, pero en nuestro caso funcionó realmente bien. Lo editamos en vinilo y en CD, así que puedes escucharlo siempre que quieras. Hicimos cuatro o cinco shows, nada más y no estoy seguro de si en un futuro volveremos a hacer algo similar… Pero siempre lo puedes escuchar en el disco.

Tengo que confesarte que durante los tiempos de pandemia me alegró el confinamiento vuestro concierto en streaming de Wolffpack. Siempre que quiero mostrarle a algún amigo quienes son DeWolff les pongo ese vídeo.

Muchas gracias, eso es fantástico. Lo pasamos realmente bien haciendo ese directo pues queríamos recrear un poco los platós de los programas de música de los 70s. Buscamos al fondo de los armarios para encontrar ropajes adecuados. Las ropas, los instrumentos y todo lo que veías parecía sacado de los 70 y la orquestación que lo acompaña todo es genial.

Disfrutamos mucho haciendo ese directo. Y bueno… añádele que en ese momento no podíamos tener audiencias, pero lo hicimos coincidir con el lanzamiento del disco. Funcionó muy bien, piensa que hay miles de visitas. Y hay mucha gente que en los comentarios dice que le encantaría ir a un concierto similar cuando se edite un disco nuevo. ¡Y eso nos parece una locura! (risas).

¿Una pregunta más filosófica: dónde ves a DeWolff en 10 años?

Te diría que… girando, y a ser posible girando por los Estados Unidos y estar tocando en recintos como los que tocamos hoy, pero como cabezas de cartel. En los sitios que tocamos en esta gira con los Black Croweses un sueño hecho realidad. Espero que podamos conseguirlo dentro de 10 años. Viajar por todo el mundo, ver muchísimos sitios y pasar muy buenos momentos, que eso es lo más importante de todo. Actualmente, ya te digo que estamos en un momento vital increíble y que me gustaría mantenerlo o incrementarlo en esta próxima década. Estamos disfrutando locamente del hecho de tocar en directo en sitios espectaculares y de conocer gente fantástica.

¿Cuál es el primer disco que compraste con tu propio dinero?

En mi caso fue el Abbey Road de los Beatles.

No está mal…

¿A qué no? (risas) Ese fue el primer vinilo que me compré. Antes me había comprado algún CD pero fue cuando tenía 10 u 11 años y mi gusto musical no era tan bueno. Y bueno… el primer CD que me compré fue el Get Born de Jet. Y es muy bueno, pero no tan bueno como el Abbey Road de los Beatles (risas).

Me sorprende lo de Jet y me alegro pues me hace echar la vista atrás y ver que ese disco fue todo un fenómeno, había muy buenas canciones en ese disco de los australianos.

Sí, eran tiempos en los que todavía el rock estaba presente en todo el mundo y sonaba en las emisoras principales de radio. Eso ya no sucede hoy en día… Actualmente la radio ya es territorio para DJs y cosas así. Y yo odio toda esa mierda.

Quiero preguntarte sobre una canción perfecta sobre la que estoy trabajando: “La Historia interminable” de Giorgio Moroder.

Vi a película hace muuuuucho tiempo, pero no recuerdo la banda sonora si te soy sincero. Quizá debería volver a verla.

Ya que estamos en el tema cinematográfico y que tu hermano estuvo en Memphis… ¿Has visto la película de Elvis?

Sí, la he visto recientemente. En un principio la película me parecía algo tristona ya que combinaban las viejas canciones del rhythm and blues de la época con trap y hip hop actuales y eso me pareció muy, muy raro. También me parecía al principio que estaba viendo una especie de musical, pero a partir de la segunda parte, todo mejora, para bien. Disfruté mucho del visionado.

Me alegro puesto que tu opinión es similar a la mía.

Me consta que hay mucha gente que tiene esa misma opinión.

Una última pregunta que se me acaba de ocurrir: ¿Por qué DeWolff nunca hace versiones de otras bandas?

Sí que las hemos hecho, pero es verdad que hace mucho tiempo que no hacemos ninguna. Cuando empezamos hacíamos muchas, tocábamos canciones de The Doors, The Rolling Stones, de James Gang… Déjame que piense a ver… Mira, tocábamos “Voodoo Child” de Jimi Hendrix cuando éramos muy jóvenes y empezábamos. Llegábamos a hacer en versión de 12 minutos con nuestro padre a la voz. Era genial, pero de eso hace ya mucho tiempo.

Ahora la cosa ha cambiado, pero hace unos años sacamos un single con un par de versiones: el “Rock n’ Roll Doctor” de Litte Feat y en la cara B era “Waitin’ around to Die” de The Be Good Tanyas. Juraría que ese fue la última vez que tocamos una versión.

Pues nada Luka, gracias por tu tiempo, encantado con la charla. Que tengáis un buen show en Madrid.

Gracias (en castellano). Nos vemos en Barcelona.

Jordi Tàrrega
Sobre Jordi Tàrrega 1101 Artículos
Coleccionista de discos, películas y libros. Abierto de mente hacia la música y todas sus formas, pero con especial predilección por todas las ramas del rock. Disfruto también con el mero hecho de escribir.