Entrevista a Biff Byford, vocalista de Saxon: ‘Mis silbidos en los conciertos de Saxon son algo que no puedo dejar de hacer’

No tenía mucho tiempo con Biff Byford, pero sí me pudieron hacer un hueco para hacer cuatro o cinco preguntas para Science of Noise. Biff acaba de superar una operación de corazón con triple bypass, pero sigue siendo el mismo tipo de siempre, parco en palabras, pero afable, auténtico y comprometido. Antes de sacar este nuevo disco el grupo sorprendió con un álbum de versiones y curiosamente, no hace mucho, Biff presentaba su primer disco en solitario.

Han sacado nuevo disco titulado Carpe Diem y me parece uno de los discos más netamente metálicos de Saxon en mucho tiempo, o si más no, han buscado sonar como lo hacían en los 80, lo cual… bienvenido sea. Toca destacar especialmente la canción “The Pilgrimage”, pero parece que hay varios temas candidatos de sonar en su próxima gira. Y parece que hay Andy Sneap en tareas de producción para rato…

Hay muchos riffs de heavy metal en Carpe Diem como puede ser, por ejemplo, en canciones como «Remember the Fallen» o en «Supernova». Y, por cierto, me encanta lo que hacen Paul Quinn y Doug Scarrat con sus guitarras en todo el disco. ¿Cómo componéis una canción? ¿Siempre partís de un riff de guitarra?

La mayoría de los riffs los escribió nuestro bajista Nibbs Carter. Así es un poco como empezamos y me sirve de ejemplo la canción “The Pilgrimage”, pero sí que destacaría que la mayoría de los riffs iniciales son idea de Nibbs. Luego trabajamos las canciones entre él y yo. Después la ensayamos juntos un poco juntos y luego ya entra el resto del grupo a tocar. Así es como hemos funcionado esta vez. Y han estado todos a un gran nivel, especialmente las guitarras de Paul Quinn y Doug Scarrat.

Creo que la intro de la canción “Carpe Diem” es perfecta para comenzar el disco y para dar comienzo a vuestros próximos conciertos. ¿“Carpe Diem” será la primera canción en sonar en vuestra próxima gira?

Pues no lo sé todavía… Depende de muchas cosas, pero siempre nos gusta empezar con una canción rápida, aunque… quizá podríamos empezar esta vez con “The Pilgrimage”. No lo sé todavía, no lo hemos hablado, así que vamos a esperar a ver qué decidimos.

En la producción podemos volver a ver a Andy Sneap aunque tú también le has ayudado tras los controles. ¿Crees que Andy es el hombre adecuado y que probablemente vais a trabajar con él en vuestros próximos discos?

Creo que llevamos ya con Andy Sneap cinco discos. Es un gran profesional y ha hecho un gran trabajo con Saxon. Hemos estado trabajando con él unos ocho años, concretamente desde el disco Sacrifice, si no recuerdo mal… así que a día de hoy no me planteo el cambiarle porque todo suena realmente bien. Estamos muy contentos con su trabajo.

Toca hablar de tu silbido característico. ¿Cuándo empezaste a silbar en los conciertos? Y es que yo creo que tus silbidos son otra seña de identidad en la música de Saxon.

Fui capaz de silbar desde que tengo uso de razón, desde que era un crío, así que fue entonces cuando empecé a practicar. Lo practiqué mucho y es algo que no puedo dejar de hacer. Por lo que me es muy natural el hacerlo en los conciertos de Saxon.

Y llegamos a la última pregunta: ¿Cuál es el primer disco que te compraste con tu propio dinero?

Muy posiblemente no fue un disco como tal y sí fue un single. Y me atrevería a decirte que fue alguno de los Beatles. Pero si me preguntas por el primer disco que me compré con mi propio dinero… posiblemente fue uno de los primeros trabajos de Wishbone Ash. Pero en esos tiempos lo que triunfaba de verdad eran los singles más que los discos. A mí curiosamente siempre me gustaba más la cara B que la cara A. (Antiguamente la cara A era el single como tal y lo elegía la discográfica mientras que en la cara B era el tema que solía escoger el grupo).

Eso es lo que sucedió con el “My Generation” de The Who. Todo funcionaba mediante singles en esos días. También te puedo decir que yo iba a las tiendas de discos influenciado por el single de turno, pero poco a poco el formato disco fue ganando mercado. Aunque yo prefería los singles y había bandas en esos días que todos los temas del álbum les valdrían como singles (risas).

Jordi Tàrrega
Sobre Jordi Tàrrega 940 Artículos
Coleccionista de discos, películas y libros. Abierto de mente hacia la música y todas sus formas, pero con especial predilección por todas las ramas del rock. Disfruto también con el mero hecho de escribir.