Bicho Humano – Simiente

Nuestra Nota


8 / 10

Ficha técnica

Publicado el 18 de noviembre de 2022
Discográfica: Uterzine / Rekord-Ando SC
 
Componentes:
Ester – Voz
Irene – Guitarra
Campe – Bajo
Vero – Batería

Temas

1. Corre (2:42)
2. Estrellas (2:55)
3. Historias de terror (1:54)
4. Mil muertas (2:55)
5. Simiente (3:59)
6. Placa (2:12)
7. Elefante (3:45)
8. Humanas (2:56)

Multimedia



Escucha y compra

Este disco en Amazon: Bicho Humano – Simiente
Todos los discos de Bicho Humano – Simiente en Amazon


Un clásico: al año le quedan dos telediarios para dar carpetazo y uno da por hecho que, al menos en lo musical, ya está tol pescao vendido y las últimas semanas no tendrán grandes sobresaltos que ofrecer. Y, como cada año, aparece de la nada una banda que te pone los pies en la tierra y te recuerda, una vez más, que el rock es maravilloso y que olvidarse de que siempre, siempre, tiene balas en la recámara debería estar penado.

En esta ocasión el bofetón de realidad me lo ha dado el álbum Simiente, primera grabación de Bicho Humano, que a base de su estilo mitad metal, mitad punk y su poesía subversiva y naturalista, me enganchó desde el minuto uno como enganchan esos discos que, aunque no estén inventando nada, uno disfruta con la sensación de que está escuchando algo novedoso.

La taimada serenidad que abre “Corre” no tarda en mostrarse como un desgarrado in crescendo en el que se hace patente la visceralidad de la que el cuarteto hará gala durante cada uno de los ocho cortes que nos ofrecen, como “Estrellas”, un retrato amargamente real de los amontonados espacios de hormigón y asfalto a las que llamamos “grandes ciudades”.

Como una invitación a castigarnos las cervicales arranca “Historias de terror”, cuyo único punto reprochable sería su brevedad, hasta dar paso a “Mil muertas”, en la que denuncian sin ninguna discreción (ni falta que hace) la realidad del mercado textil.

Dando nombre al disco, “Simiente” es otro grito acusador al salvaje capitalismo que nos rodea, y una llamada a intentar encontrar rutas alternativas. Y si tan necesario mensaje se enmarca en buenos ritmos y cargado de distorsión, ¿qué más quieres?

En “Placa” es inevitable recordar a las bandas pioneras de la fusión metal/rap; aunque las de Miranda no llegan a zambullirse del todo en ese género, su influencia se hace palpable, hasta que el ambiente se calma durante el primer tramo de “Elefante”, que no tarda en cargarse de nuevo del carácter vehemente de la formación.

Su última reivindicación, en la que acaban de volcarlo todo, es “Humanas”, golpe de gracia para rematar un trabajo en el que es difícil encontrar algún bache.

Bicho Humano es el último ejemplo de que los garajes pueden ser muy útiles para guardar el coche y los trastos, pero que sin duda acaban siendo mucho más productivos cuando quien les da uso es un grupo de colegas con ganas de tocar.

Avatar
Sobre Puti Allin 100 Artículos
Melómano empedernido desde la más tierna infancia (lo de tierna es un decir). Todo lo demás que haya que contar, lo contaré sin problema en presencia de mi camarero.