Myrath – Shehili

Nuestra Nota


7.5 / 10

Ficha técnica

Publicado el 3 de mayo de 2019
Discográfica: earMUSIC Records
 
Componentes:
Zaher Zorgati - Voz
Malek ben Arbia - Guitarra
Anis Jouini - Bajo
Morgan Berthet - Batería
Elyes Bouchoucha - Teclados

Temas

1. Asl (Origin) (1:09)
2. Born to Survive (3:34)
3. You’ve Lost Yourself (4:53)
4. Dance (3:47)
5. Wicked Dice (4:11)
6. Monster in My Closet (4:50)
7. Lili Twil (My Night is Long) (3:47)
8. No Holding Back (4:43)
9. Stardust (4:02)
10. Mersal (Sender) (3:43)
11. Darkness Arise (4:33)
12. Shehili (4:21)

Multimedia



Escucha y compra

Este disco en Amazon: Myrath – Shehili
Todos los discos de Myrath en Amazon


Se habla mucho del folk como música irlandesa tradicional, es decir, violines, flautas y demás. Bueno, la palabra folk debería utilizarse para denominar una música representativa de la tradición de un lugar/cultura, cualquiera que sea. Y si tomamos esa definición como correcta, no podemos dudar que Myrath ha subliminado el folk metal, en este caso tomando las raíces del norte de África y del mundo árabe. No creo haber escuchado una “música mestiza” mejor de la que hacen los tunecinos, ni tomando como referencia otras bandas que han intentado hacerse, total o parcialmente, con sonidos arabescos (Kamelot, Orphaned Land, incluso nuestros Medina Azahara…) o con el folclore de otros países (Sepultura con su Roots (), etc). Lo que tenemos es, sencillamente, algo así como prog-power-arabic metal de altísima calidad. ¡Casi nada!

En este “Shehili”, su quinto álbum de estudio, Myrath nos ofrece 47 minutos, divididos en 12 temas, de auténtico mestizaje. Quizá, para mi gusto, le falta algo de velocidad, aunque claro, con un tempo más bajo es más fácil hacer virguerías, y por supuesto, todo es cuestión de gustos. Tampoco encuentro ningún tema tan bueno como “Believer”, pero es que llegar a ese nivel es tremendamente complicado. Pero ¡ojo!, que esto no lleve a engaños, ¿eh? Estamos ante un discazo como la copa de un pino, muy bien compuesto y ejecutado, con un sonido que tira de culo y con temarrales por doquier.

Esta vez, quizá, los de Ez-Zahra intentan combinar aún más sus colores, sonidos y atmósfera nativos en un prog-power. Sí, un enfoque que ya era muy prominente en el Legacy (2016), pero se tiene que destacar. Quizá, también, la etiqueta “metal” está menos presente que en anteriores trabajos, pero yo, personalmente, no me quejaré escuchando el resultado final, aún más viendo los videoclips del grupo, de lo más divertido que se hace hoy en día.

La cosa empieza con “Asl”, una intro de algo más de un minuto de pura música y cánticos árabes. A algún ultraderechista le saldrá un sarpullido escuchándola… se fusiona perfectamente con «Born to Survive», el tema inicial propiamente dicho, e ilustra esto bastante bien al mezclar la fórmula prog-power ya probada y verdadera con esta visión popular de la música tunecina. Sin embargo, la canción toma mucho de las viejas glorias de Myrath, como «Merciless Times» y «Forever and a Day».

«You’ve Lost Yourself» sigue el mismo camino y presenta algunos de los mejores riffs del disco. El ambiente sexy se entrelaza con las líneas vocales sombrías y agobiadas de Zaher Zorgati (también conocido como “el de Prince of Persia”) y forma una melodía oscura y pesada digna de ser presentada junto a los gustos de Desert Call (2010) y Tales of the Sands (2011).

No es hasta «Dance», cuarta pista, que se vuelven locos en términos de abandonar descaradamente la “pesadez metalera” a favor de la melodía pseudo popera. Me atrevo a decir que compite con un metal pomposo y compatible con la radio al que suelen hacer Avantasia o Battle Beast. Cabe destacar que es el primer single, y se presenta así:

Hace mucho tiempo… había cuentos. Los cuentos de hadas siempre se han usado para asombrar, para hipnotizar, pero también para deleitar a las personas contando cosas sobre la vida real que no se pueden decir de otra manera. En esta tradición, la banda de Metal más exitosa de Oriente, MYRATH, ha creado una tierra de fantasía, inspirada en “Cuentos De Las Mil y Una Noches” para hablar sobre su vida tras la Revolución de los Jazmines de Túnez, epicentro de un movimiento que ha cambiado el mundo.

Después de superar los 10 millones de visitas acumuladas de su último vídeo “Believer”, “Dance” es el segundo episodio de una trilogía épica llena de magia, trucos y personajes icónicos como el navegante, el genio, el guerrero, el mago y el pobre que se convierte en príncipe.

 

«Wicked Dice» y «Monster in My Closet» eliminan algunas partes pastelosas y apuestan una vez más por partes entre accesibles y progresivas, especialmente en las líneas de teclado y bajo, que suenan más prolíficas. La afinación de guitarra moderna también hace un buen trabajo al convertir las cosas en un lado más potente.

Myrath continúa jugando con los elementos principales de aquí en adelante, pero hay momentos en que incluso los ingredientes extraños como AOR aparecen, como en la decente «Lili Twil». Sin embargo, el plato principal sigue siendo el ambiente sinfónico, incluso épico (vuelvo a los videoclips), y las pistas como «No Holding Back», que ejemplifican esto maravillosamente. Una de las mejores canciones aquí, podría fácilmente servir como un epítome de lo que Myrath significa hoy en día con su sonido consolidado.

La parte final del álbum no coincide con la calidad del primero, principalmente porque la banda, inexplicablemente, deja fuera gran parte del golpe, la fuerza y la velocidad a un lado y apuesta por canciones melódicas y emocionales. «Stardust» y «Mersal», por ejemplo, tienen partes agradables pero parece que les falta algo, mientras que «Darkness Surge» se basa demasiado en moderneces. La canción del título cierra el trabajo y es la canción más diferente, ya que está construida en gran medida para favorecer la atmósfera orquestada por los árabes, por lo que no hay mucho aquí en términos de metal.

Me parece que Myrath está en su mejor momento por lo que respecta a la composición la instrumentalidad. Shehili es suave, bien producido y escrito, además de ser muy divertido de escuchar. Es un paso atrás en comparación con Legacy, es cierto, y definitivamente diferente a lo que son sus primeros tres álbumes, pero en general, si te gusta el metal majestuoso y pegadizo, definitivamente se ajustará a tu gusto, ya que Myrath lo hace mejor que la mayoría.  Muy Recomendado.

 

Xavi Prat
Sobre Xavi Prat 160 Artículos
Llevo en esto del heavy más de media vida. Helloween y Rhapsody dieron paso a Whitesnake y Eclipse, pero Kiske sigue siendo Dios. Como no sólo de música vive el hombre, la literatura, Juego de Tronos y los tatuajes cierran el círculo. Algunas personas dicen que soy el puto amo, pero habrá que preguntarles por qué.