Lo mejor de Daft Punk según… Joan Calderon & Beto Lagarda

Daft Punk

La semana pasada recibimos una de esas noticias que no molan. Daft Punk anunciaban su separación tras 30 años de carrera y cuatro discos de estudio. Posiblemente a la mayoría de lectores de nuestra revista… os dará igual. Pero aquí hay un par de frikis de yes to all que llorarán la pérdida de la revolucionaria formación francesa.

Originados en 1993, los parisinos Thomas Bangalter y Guy-Manuel de Homem-Christo revolucionaron el cambio de milenio con un mayúsculo Discovery (2001). Su disco debut Homework se publicó en 1997 y se convirtió rápidamente en una obra fundamental para la música house y dance gracias a la popularidad de temas como «Around the World».

Además de la contundencia de su sonido robotizado, el duo marcó tendencia con su vestimenta pseudoespacial y, evidentemente, con sus cascos. Unos cascos que les permitían ocultar sus rostros y conservar cierto anonimato. Su legado es inmenso y su estilo dista entre el synthpop y el house francés pasando por la moribunda música dance.

¡Qué sí!,¡Qué esto no encaja en Science of Noise! Vale, lo sabemos, pero hoy hacemos una excepción… ¡Larga vida a Daft Punk!

 

«Around the World» por Joan Calderon

Disco: Homework (1997)
Sello: Virgin
Créditos: Thomas y Guy-Manuel

 

El video clip. Fue el video clip. Era la época en que algunos canales de TV aun tenían programas musicales y dejaban espacio a artistas emergentes no encasillados en el mainstream. Esa coreografía rodada en un único escenario en el que aparecían bailarinas salidas de la piscina, robots, esqueletos, momias realizando la misma coreografía una y otra vez. Me hipnotizó desde el primer momento.

Musicalmente, tecno reiterativo en el que repetían una y otra vez «Around the World, Around the World» sobre bases tecno house con influencia funk. Un tema mágico que cuando suena una noche de juerga no puedes dejar de bailar.

Homework es un disco que ha marcado a la generación que ahora tenemos los 40 (por la franja baja y por la alta). Que vivimos la explosión de Daft Punk, pero también la de The Prodigy, Fatboy Slim, Orbital, The Chemical Brothers… que el tecno pasó a formar parte de nuestras vidas. Además, con los franceses había toda la leyenda del anonimato, lo que le añadiría más magia al asunto.

Un temazo atemporal


«Rock’n Roll» por Joan Calderon

Disco: Homework (1997)
Sello: Virgin
Créditos: Thomas y Guy-Manuel

 

Estos son los Daft Punk que más me gustan. Machacones, minimalistas, reiterativos… Sobre la misma base se pasan más de 7 minutos, con ritmo machacón, que parece que jamás vaya a acabar. En bucle. Se te va el pie, es inevitable. Va in crescendo hasta llegar al «desmontaje» del tema al que se le van «cayendo» las diferentes bases.

Quizás estamos ante uno de los temas más duros del disco, junto con «Rollin’ & Scratchin'» o «Alive». Se muestran como unas apisonadoras en ese tecno minimimalista mecánico que roza lo industrial en el que estás atrapado entre los pistones de cualquier máquina que se dedique a prensar y cortar (en este caso, tu cerebro); pero en realidad estás de viaje en una pista de baile imaginando tu vida pasar y negando que de aquí a unas horas es lunes.

Evasión pura.

 

«Da Funk» por Joan Calderon

Disco: Homework (1997)
Sello: Virgin
Créditos: Thomas y Guy-Manuel

 

El single funk de Homework. Otra vez, el video clip fue clave. Ese perro deambulando por la gran ciudad con su pierna rota, loro en una mano, muleta en la otra; fue también un videoclip rompedor para la época.

El tema se desarrolla y tiene como leitmotiv una especie de puente de guitarra distorsionado en el que una vez más la base machacona pero en este caso muy accesible te abraza y te enciega hasta el final. Otro clásico de la noche de finales de los 90’s. El funk, las influencias house están ahí, y ya apuntan maneras a lo que vendría despues, tan bien os va explicar Beto. en mi caso la experiencia con Daft Punk se reduce a este primer disco, un antes y un después para mí. Combinaba de manera magistral cosas más comerciales, con otras duras, muy duras como he intentado explicar con los tres temas que he elegido para este Top. Sin embargo, no soy una piedra, y los temas que vienen a continuación también los he disfrutado, pero no tienen el peso en lo personal que significó ese disco y lo que él contiene.

Que Daft Punk se separen es una pérdida muy importante y los vamos a echar de menos.


«One More Time» por Beto Lagarda

Disco: Discovery (2001)
Sello: Virgin
Créditos: Thomas, Guy-Manuel y Anthony Moore

Homework fue un disco demasiado duro para mi yo adolescente y lo sigue siendo en la actualidad. Pero el salto a la fama mundial llegó de la mano de su segundo disco titulado Discovery. En él, los franceses se retroalimentaron del agonizante symthpop británico de los 80 para endulzarlo con un enfoque himnístico. La suma de electrónica house de su predecesor unida a las tomas más poppy se tradujeron en un disco que reventó en la cara de unos fans adolescentes que aún no sabían en que estilo ubicarse.

La vulgarmente conocida música dance de los 2000 vivió una corta pero muy representativa etapa. Personajes como Daft Punk, Gigi D’angostino, Eiffel 65 arrasaron en las discos a finales de los 90 e inicios de los 2000. Mucho o poco, todos vosotros los lectores, tenéis algún momento de vuestras vidas en que algún hitazo dance adornó un momento de jolgorio.

A título personal, “One More Time” me transporta siempre a mis 16 años. En ese momento me sentí mayor y libre, dejé mi colegio para emprender nuevos estudios en la capital Barcelonesa. Mi yo adolescente emprendió un viaje de no retorno en tantas cosas que me es imposible recordarlas todas… una de ellas fue mi entrada en la música. Por un lado tenía la música dura con Metallica, Red Hot Chili Peppers, Nirvana, Bad Religion y NOFX. Por otro lado el rollazo modernete del momento se achacó a Pet Shop Boys, Daft Punk, Gorillaz. En ese momento y sin saberlo, elegí parte de mi destino.

“One More Time” es un hitazo atemporal. Una canción simple pero llena de vitalidad. Una canción con cierto carácter festivo y discotequero. Pese a que nunca he sido un fan de la vida nocturna, alguna sesión juvenil de tarde recuerdo en la extinta Sala As de Copes de Granollers, Barcelona.


«Digital Love» por Beto Lagarda

Disco: Discovery (2001)
Sello: Virgin
Créditos: Thomas, Guy-Manuel, Carlos Sosa y George Duke

Todo Discovery merece ser tratado con respeto. Por cierto, ¡en unas semanas cumple 20 años! Más allá de “One More Time”, hay varias canciones que merecen mis respetos y los máximos honores. Una de ellas es “Digital Love”, la segunda canción que escojo para éste top.

Se trata de un canción menos chumba chumba que la anterior. Cuenta con 5:01 minutos, también una de las más largas de Discovery. Se trata de un corte más minimalista que mejora exponencialmente a medida que va deslizándose en tu reproductor. Si “One More Time” reflejaba perfectamente la versión dance de Daft Punk, “Digital Love” nos muestra a un combo más progresista e inspirado compositivamente hablando. La canción cuenta con muchos más recursos y una pegada ligeramente camuflada, pues no es directa pero acaba por volarte la cabeza.

La pista es conocida por el solo destacado en su segunda mitad. Thomas Bangalter reveló que el solo se creó utilizando una mezcla de elementos con la ayuda de secuenciadores de música. «Ya nadie toca solos en sus canciones, pero queríamos incluir algunos en el álbum».

Guy-Manuel de Homem-Christo también señaló el uso del equipo en el estudio por parte del dúo para evocar el sonido de un artista anterior:

En ‘Digital Love’, obtienes esta vibra Supertramp en el puente. No probamos Supertramp, pero teníamos el piano Wurlitzer original que usaban, así que pensamos que sería más divertido tener el instrumento original y jugar con él. Utilizamos principalmente sintetizadores antiguos, como pianos eléctricos más antiguos como Rhodes, Wurlitzer, Clavinet. No usamos el Clavinet en Discovery, pero generalmente lo uso en mi estudio.


«Get Lucky» por Beto Lagarda

Disco: Random Access Memories (2013)
Sello: Columbia Records
Créditos: Thomas, Guy-Manuel, Rodgers y Pharrell Williams

Random Access Memories es el cuarto y último álbum de Daft Punk. El álbum rindió homenaje a la música estadounidense de finales de los 70 y principios de los 80, especialmente de Los Ángeles. Este tema se refleja en el empaque del álbum, así como en su campaña promocional, que incluyó vallas publicitarias, anuncios de televisión y una serie web.

Tras la producción mínima de su anterior álbum de estudio, Human After All (2005), Daft Punk reclutó músicos de sesión para realizar instrumentación en vivo y limitó el uso de instrumentos electrónicos a cajas de ritmos, un sintetizador modular personalizado y codificadores de voz clásicos . El álbum ha sido considerado por los críticos de música como un álbum disco, mientras que dibuja influencia del rock progresivo y el pop.

Para un servidor, éste disco llegó en un momento clave en la carrera de los franceses. Tras el pelotazo que supuso Discovery (2001) bajaron y mucho el nivel con Human After All (2005). Tras ocho largos años, el duo tenía la obligación de ofrecer un trabajo a la altura de la fama cosechada y Random Access Memories sin duda cuajó entre fans y prensa. Un disco repleto de lo que se necesitaba, Daft Punk volvían por la puerta grande.

«Get Lucky» es una canción disco con letra que, según Williams, trata sobre la buena suerte de conectarse con alguien, así como sobre la química sexual. Después de su filtración a mediados de abril, el sencillo fue lanzado como descarga digital el 19 de abril de 2013. «Get Lucky» ha recibido elogios de la crítica y ha generado numerosas versiones y parodias.

El sencillo alcanzó los diez primeros en las listas de música de más de 32 países y ha vendido más de 9,3 millones de copias. La canción ganó premios por Grabación del año y Mejor interpretación de grupo / dúo pop en la 56ª Entrega Anual de los Grammy, durante la cual Stevie Wonder se unió a Rodgers, Williams y Daft Punk en el escenario para interpretar la canción.

La canción tiene actualmente 805 millones de reproducciones en Spotify y 651 millones de visionados en Youtube. Será por algo. Es sin duda el temazo definitivo de Daft Punk así como uno de los máximos exponentes de la música electrónica de todos los tiempos. Una canción de nivel avanzado, de calidad incontestable y de un poderoso gancho.

Un temazo que debía estar en este top sí o sí.

 

Avatar
Sobre Redacción Science of Noise 248 Artículos
Revista web donde encontrarás desde lo más cercano a lo más lejano. Rock, metal y punk llevado con pasión.