Grandes discos olvidados de 2018 – Parte III

Tercera y, seguramente, no última entrega de cositas chulas que se nos ha pasado reseñar a lo largo de este año que ya casi, casi tenemos finiquitado…

 

Artista: Alterbeast
Álbum: Feast
Discográfica: Unique Leader Records
Fecha de publicación: 23 de febrero de 2018

Con su primer disco ya me dejaron atónito por la gran destreza y velocidad a la que se desarrollaban las canciones. En su segundo asalto no se han calmado para nada, pero sí pulido mucho más su propuesta. El sonido también ha mejorado mucho y todo suena a la perfección cosa que ayuda mucho a disfrutar de este entretenido trabajo.

Probablemente ya no suenen tan frescos y viscerales como en su primer disco y no sorprenden tanto, pero han sabido realizar una buena colección de canciones de death metal técnico que no debes dejar escapar si te gustan grupos como The Faceless, The Black Dahlia Murder o Arsis. Suenan modernos pero los puedes gozar aunque seas un trve que solo escucha cosas editadas del 89 para atrás.

Nota: 7,5/10

por Robert Garcia


Artista: Turnstile
Álbum: Time & Space
Discográfica: Roadrunner Records
Fecha de publicación: 23 de febrero de 2018

El segundo trabajo del cuarteto de Baltimore es la consagración de la que ya es una de las bandas con mayor potencial del hardcore y, a la par, una banda a tener en cuenta en el presente y en el futuro más próximo dentro de la escena. Turnstille gustará a los fans del clásico beatdown neoyorquino y a los seguidores del hardcore punk con una mezcla de sabores muy bien elaborada, y todo ello adornado para sonar totalmente moderno.

Hay grandes pistas en Time & Space. “(Lost Another) Piece of my World” es sumamente pegadiza; “Come Back for More / H.O.Y.”, con unos riffs pesados, es potencialmente el mejor tema de la discografía de la banda. Otros temas enormes son “Real Thing”, “High Pressure” o “Big Smile”. En total, 13 temas -cortos pero intensos-, enérgicos y atractivos con un Brendan Yates que despunta con su excelente registro vocal y con la contundencia con la que afronta cada tema. Uno de los mejores trabajos del género de este 2018.

Nota: 7,5/10

por Beto Lagarda


Artista: Rolo Tomassi
Álbum: Time Will Die and Love Will Bury It
Discografía: Holy Roa Records
Fecha de publicación: 2 de marzo de 2018

Parece increíble que una banda como Rolo Tomassi lleve ya más de 10 años dando guerra en los circuitos más math, y no solo dentro su Reino Unido natal, junto a otras bandas del estilo como Maths. La banda, que surgió cuando sus componentes no eran más que unos adolescentes, siempre corrió el riesgo de no ser tomada demasiado en serio, debido precisamente a su corta edad, y muy a pesar de la inventiva y la feroz voz de su líder, la vocalista Eva Spence. Aunque de aquellos púberes ya solo quedan en sus filas la propia Eva y su hermano James, los de Stocksbridge han florecido y madurado, y con su nueva entrega, Time Will Die and Love Will Bury It, han dado un paso más.

Estamos ante un álbum pesado, pero también y hermoso. Esta ha siempre sido una constante en la discografía de la banda. El álbum empieza sumido en una calma serena pero tensa, y sabes que en un momento u otro, el resorte ha de estallar por algún lado, y así sucede cuando llegamos al tercer tema, la frenética “Rituals”, toda una oda emocionante al black metal más exuberante. Y a medida que el álbum avanza, esa intensidad nunca se detiene, incluso aunque haya momentos más pacíficos intercalados entre tan aplastante pesadez.

Mientras que para algunos “sordos” el lado más metal de Rolo Tomassi quizá sea demasiado, el resto, los que somos guays y sabemos de esto, sabemos que este nuevo trabajo suyo es una obra sorprendente, llevada a cabo por una de las bandas más subestimadas del Reino Unido (a nivel general). Todavía queda algo de esperanza para los sordos de corazón…

Nota: 8,5/10 

por Rubén de Haro


Artista: Veil of Obscurity
Álbum: In the Beginning…
Discográfica: Majestic Entertainment
Fecha de publicación: 24 de abril de 2018

En los países nórdicos los concurantes de La Voz u Operación Triunfo suelen ser rockeros o incluso heavies. Cuando consiguen cierta repercusión, se deciden a editar un disco propio y para ello se rodean de músicos reputados. Este es el caso de la televisiva Michelle Raitzin, que la encontraréis junto a gente de Royal Hunt, como son André Andersen o Andreas Passmark.

El resultado es pop comercial con instrumentistas de nivel. Hay momentos en los que Michelle intenta jugar a ser una diva del pop y otros en los que la influencia folk la acerca a Blackmore’s Night o tira de tintes góticos. El resultado es un cajón de sastre en el que tiene cabida hasta el reggae. Pero allí está todo un André Andersen, líder de Royal Hunt.

Nota: 5/10 

por Jordi Tàrrega


Artista: DeWolff
Álbum: Thrust
Discografía: Mascot Records
Fecha de publicación: 4 de mayo de 2018

Si todavía no te has acercado al maravilloso mundo de los hermanos Van de Poel, ya estás tardando. Este trío setentero mezcla las jams de la época de los pantalones acampanados con las agudas voces de los Bee Gees. Nos han visitado dos veces este año y defendiendo el que quizá sea su mejor disco hasta la fecha.

Son un trío especial en el que no hay bajista y el teclista Robin Piso hace -con su gigantesco teclado vintage– las partes de éste. Hay temas que son ya himnos, como la inicial “Big Talk” o el estribillo infeccioso de “California Burning”. Un disco que a pesar del sonido añejo es absolutamente fresco.

Nota: 8/10 

por Jordi Tàrrega


Artista: Beach House
Álbum: 7
Discográfica: SubPop
Fecha de publicación: 11 de mayo de 2018

Beach House están de vuelta y esto siempre es algo destacable. Puedes conectar más o menos con su música, pero su impacto siempre acostumbra a ser superlativo. Después de siete trabajos, encontramos una banda con ganas de evolucionar pese a ser una de los estandartes dentro de un estilo que dominan a la perfección: el dream pop mezclado con la psicodelia.

Si bien aún quedan lejos de su obra magna, Teen Dream (2010), con 7 la banda muestra las cartas ante una posible y futura transición de estilo, pero se quedan algo a medias, pues algunos temas pecan de estáticos y poco interesantes. Pero, pese a todo ello, la banda logra sonar increíblemente bien; la ingeniería de sonido del disco lo borda de principio a fin. Los temas más destacables y, a su vez, superlativos son “Black Car”, “Lemon Glow”, “Dive” o “Linconnue”.

Nota: 8,5/10

por Beto Lagarda


Artista: Hooded Menace
Álbum: Ossuarium Silhouettes Unhallowed
Discográfica: Season of Mist
Fecha de publicación: 26 de junio de 2018

A día de hoy, bajo mi punto de vista, puedo decir que Hooded Menace son el mejor exponente del death/doom a nivel internacional. Se notan sus raíces finlandesas ya que, con poco más de 10 años de existencia, han sabido rememorar épocas pasadas añadiendo otras influencias de una manera exquisita.

En este nuevo disco nos regalan algo más de 40 minutos de atmósferas oscuras y opresivas donde los monoliticos riffs de guitarra toman el protagonismo junto a unos decadentes ritmos de batería. En ocasiones hasta rozan el funeral doom. Si te van grupos como Winter, Coffins o Krypts seguro que te harán pasar un buen rato mientras te pierdes en su particular mundo.

Nota: 8,5/10

por Robert Garcia


Artista: Hardcore Superstar
Álbum: You Can’t Kill My Rock ‘N Roll
Discográfica: Avalon Label Records
Fecha de publicación: 19 de septiembre de 2018

Hace muchos años, en mi primer trabajo de verdad, coincidí con un chico mayor que yo al que le gustaba mucho el punk rock de tintes clásicos y era, además, ultra fan de Hanoi Rocks y de Michael Monroe. A raíz de explicarle que lo que me tiraba a mí era el metal extremo y el hardcore, me dijo que me dejara de hardcore y pamplinadas (era muy vehemente él) y que escuchara a Hardcore Superstar, que esos sí que molaban. Ya entonces tenía pocos prejuicios (aunque ahora tengo aún menos), así que aunque en principio me reí un poco de él por lo hortera que parecía la cosa, me los puse (y de rebote, a los también suecos Backyard Babies) para descubrir una banda que oye, estaba la mar de bien.

Aunque con el tiempo los Babies se han convertido en una de mis bandas de referencia (¡gracias, Xavi!), a Hardcore Superstar los he tenido un poco más abandonados, y no creo que haya escuchado un disco entero de ellos desde que sacaran el buen The Party Ain’t Over Til We Say So en 2011. También, al contrario que ocurre con los de Tobbe Dregen, aquí hay bastante más sleazy y hard rock que punk, y lo mejor que puedo decir es que no han perdido el mojo ni el saber hacer desde esos tiempos en los que los seguí con más o menos asiduidad. Este You Can’t Kill My Rock ‘N Roll es, si sabes qué es lo que vienes a buscar y pasas por alto una cierta irregularidad que a veces exaspera un poquito, perfectamente disfrutable.

Porque su fórmula aquí es más o menos la misma que siempre: tirar de influencias obvias y bastante descaradas de monstruos del género como ZZ Top (lo del tema título es una fusilada en toda regla), Aerosmith, Mötley Crüe o incluso los primeros Guns N’ Roses (“Electric Rider”, “My Sanctuary” y unas cuantas más) para construir un inofensivo compendio de pretendido macarrismo bastante resultón, pero algo irregular. “Bring the House Down”, por ejemplo, es un fiestazo, pero “Medicine Man” o la final “Goodbye”, sufren un poco de ínfulas a pop simplista que no me acaban de cuajar.

Si lo que buscas es disfrute inmediato, melodías festivas, estribillos sencillones y pegadizos, riffs vacilones, actitud sucia y bailable, energía y positivismo, este disco podría ser para ti. Para lo demás, sigue leyendo.

Nota: 7/10

por Albert Vila


Artista: Therapy?
Álbum: Cleave
Discográfica: Marshall Records
Fecha de publicación: 21 de septiembre de 2018

Supongo que todos y cada uno de los que conocéis a Therapy? lo hicistéis a través de su maravilloso Troublegum, quizás uno de los discos definitivos de los noventa. Ese fue también mi caso, por supuesto, y tan pronto descubrí a ese señor con la cabeza metida en un cubo de basura me fue imposible separarme de él durante un buen tiempo. Desde entonces (más allá del siguiente Infernal Love que también escuché bastante y que tiene su buena ración de temazos), y a pesar de que su popularidad (almenos aquí) ha bajado sustancialmente desde esos días de gloria alternativa, han sacado ni más ni menos que once discos más (religiosamente cada dos-tres años). Personalmente, aunque a veces me sigo poniendo Troublegum, no creo que haya escuchado más que algun tema suelto de todos ellos. Injusto quizá, sí. Y por eso precisamente me he metido a escuchar este CLEAVE con más atención.

Leo que el guitarrista / vocalista Andy Cairns (cuya voz tiene algo más de carraspera que antes) y el bajista Michael McKeegan siguen al frente del trío norirlandés (como ha sido desde el primer día), y rápidamente constato como la banda tampoco ha cambiado tanto en su propuesta: rock / metal alternativo con espíritu punk y un toque verdaderamente personal que no se puede llegar a explicar del todo. Quizás este disco es algo irregular y alterna momentos potentes y con gancho como “Callow” y su gracia pop, “Success? Success is Survival” con su estribillo facilón y un rollo Killing Joke que mola, la dinámica “Save me from the Ordinary”, la inquietante “I Stand Alone” o la energética “Dumbdown” con otros momentos que suenan tirando a desganadoa y faltos de punch.

Aunque no tenía muy claro qué esperar de él, este CLEAVE me ha resultado un disco bien digno e indudablemente entretenido, pero las escuchas que le he dado no me han servido para encontrar, ni de lejos, la magia y la inspiración que me cautivaron en su obra cumbre.

Nota: 7/10

por Albert Vila


Artista: Hatesphere
Álbum: Reduced to Flesh
Discográfica: Scarlet Records
Fecha de publicación: 19 de octubre de 2018

Activos desde el año 2001 ya tienen en su haber un total de 10 discos sumado a otros trabajos menores siendo un grupo muy productivo. Han cambiado en varias ocasiones de miembros pero la esencia sigue intacta ya que Pepe es quien lleva el peso del grupo con sus tremendos riffs en los que sabe mezclar a la perfección la velocidad del thrash con la oscuridad del death.

En este nuevo disco nos encontramos a un grupo con las ideas bien claras, contundentes y concisos con su original mezcla sonando frescos y divertidos. No inventan nada nuevo, más bien se reinventan a ellos mismos, cosa que han ido haciendo a lo largo de su carrera y eso siempre es de agradecer. Se nota que la formación lleva ya unos cuantos años sin apenas cambios y han madurado adecuadamente.

Nota: 8/10

por Robert Garcia

Avatar
Sobre Redacción Science of Noise 97 Artículos
Revista web donde encontrarás desde lo más cercano a lo más lejano. Rock, metal y punk llevado con pasión.