Desmotando al monstruo: Queen – Hot Space (Especial 40º Aniversario)

Ficha técnica

Publicado el 21 de mayo de 1982
Discográfica: EMI Records
 
Componentes:
Freddie Mercury - Voz
Brain May - Guitarra
John Deacon - Bajo
Roger Taylor - Batería

Temas

1. Staying Power (4:13)
2. Dancer (3:50)
3. Back Chat (4:36)
4. Body Language (4:32)
5. Action This Day (3:33)
6. Put Out the Fire (3:19)
7. Life Is Real (Song for Lennon) (3:33)
8. Calling all Girls (3:52)
9. Las palabras de amor (4:32)
10. Cool Cat (3:29)
11. Under Pressure (4:07)

Multimedia





Escucha y compra

Este disco en Amazon: Desmotando al monstruo: Queen – Hot Space (Especial 40º Aniversario)
Todos los discos de Desmotando al monstruo: Queen – Hot Space (Especial 40º Aniversario) en Amazon


Por mucho que seas fan de Queen y adores todo lo que hizo la gran banda londinense está claro que el peor disco de todos los que grabaron fue Hot Space. ¡Y del largo! Se hace difícil salvar algo más allá de la súper-genial “Under Pressure”, en la que participó todo un David Bowie. Obviamente son Queen, ofrecían su décima entrega discográfica, y también venían de hacer la banda sonora (correcta) de Flash, por lo que podemos hablar del peor momento de la reina, y de con creces.

Minimalismo, música de baile, influencia de la música negra… todo esto ganando terreno y relegando al estilo primigenio de Queen a temas puntuales. Si a veces Queen hacían un tema experimental dentro de un disco, aquí lo hacían al revés: un disco experimental con algún tema clásico. Cuando escuché esta obra por vez primera me pareció horrible y dudo que lo haya vuelto a escuchar entero hasta día de hoy. Digamos que me he obligado a hacerlo para hacer el reportaje.

La portada es que no es ni icónica. Parece un homenaje a Andy Warhol, llena de colorido y con las cuatro caras difuminadas y minimalistas. La contrapotada parece un homenaje a Parchís quedando los cuatro colores primarios. Habrá quien tenga especial cariño por el disco, por el momento de aparición o porque significa mucho para ellos/as, pero como diría el filósofo: “Este disco no lo salva ni Perry Manson

El disco

Esta obra queda salvada por la inmortal “Under Pressure”. En los ensayos Roger Deacon se atrevió con ese riff de bajo que fue recuperado a la mañana siguiente gracias a la memoria de Roger Tayor. “Lo que hiciste ayer era muy bueno John…”. Es sencillamente sublime, una canción perfecta. La pude vivir en directo en el Doctor Music de 1996 cantada por Bowie y fue apoteósico… La gracia es que enlaza con el disco, pero despega y consigue algo sencillamente maravilloso. Ese mismo riff ha sido utilizado para otras canciones por otras bandas. La calidad del mismo que te da una idea de lo enorme que era el bueno de Deacon. Esos detalles delicados de piano, esos agudos… es absolutamente GENIAL.

Lo bailable y las influencias de la música negra eclosionan en un tema que no pasa del pasable: “Staying Power”, con unas bases de sintetizador muy propias de Michael Jackson. Evidentemente se nota la voz de un Freddie espléndido a la voz, pero el grupo queda totalmente desdibujado y fuera de lugar con esos vientos. Como experimento digamos que no está mal, y que es un gran acierto es lo de atreverse a todo y con todo, pero… es que este experimento no es de un tema: es de un disco entero.

Otra vuelta de tuerca a lo mismo en “Dancer”, con coros más presentes y con la guitarra de Brian May asomando. “Action this Day” es una composición que llegó a ser tocada en la gira del Hot Space Tour y resulta bastante terrible. Hay una especie de pique entre oboe y trompeta que te descoloca más todavía.

“Back Chat” llegó a ser sexto single del álbum y se pierde un poco entre el funk y la influencia disco. Yo os confesaré que es de lo que más me gusta. Las señas de Queen residen aquí en la enorme de voz de Mercury y en la guitarra de May que solea en un tema con demasiada presencia de sintetizadores y ritmos de la música negra. Puedo tenerle cierto cariño, pero no dejan de ser andando Queen algo perdidos…

No mejoran las cosas para nada en la oscura y experimental “Body Language” con arreglos desfasadísimos ya en 1982. Chascar de dedos y samplers inundando un tema correcto que llegó a ser segundo single del disco.

“Las palabras del amor (The Words of Love)” la firma Brian May y es de lo más empalagoso del disco. Siempre le he tenido cierta manía al tema a pesar de ser de los más recordados del mismo y se encarga de mantener un poco el espíritu de Queen en todo este disaguisado. Hay la acústica de fondo un poco en la línea de “Save Me” y suben de potencia despojados de samplers, haciendo lo que mejor se les da. El tema casi que ni se tocó nunca en directo.

“Cool Cat” es uno de esos lujos vocales que solía meter Freddie y toca una de sus temáticas favoritas: los gatos. Esta vez compone a dúo con Deacon en un tema despojado de casi toda instrumentación, muy minimalista y con aires funkies. “Life Is Real (Song for Lennon)” posee ese feeling Beatles, especialmente Lennon, con mucho piano por parte de Freddie. Un bonito homenaje al héroe caído que tampoco va más allá.

Mejor nos olvidamos de “Calling All Girls” y ese riff repetitivo y simplón. Hay detalles buenos de batería como ese charles abierto de Taylor o algún redoble, pero… nada más. Lo más netamente Queen y lo más reconocible es la guitarrera “Put Out the Fire”, con unos agudos a lo Bee Gees, pero con una base inequívocamente rockera y mucho reverb en la batería de Roger. De todas formas, no deja de ser un tema normalito, de los que menos se recordarían si cayesen en otro disco.

Veredicto

Hot Space es bastante insoportable y una mancha en el expediente de uno de los grupos más importantes de la historia de la música. Para un servidor Queen está a la altura de Rolling Stones, Beatles, Beach Boys o ABBA. Composiciones inmortales que van a quedar, que pasarán el filtro de la historia como ahora a todo el mundo le suenan los nombres de Bach, Mozart, Chopin o Beethoven. Y sí, un tema de este disco seguirá sonando durante toda la eternidad: “Under Pressure”. El resto no lo deben escuchar ni ellos.

Recordemos también que el disco llegó al número 5 en Inglaterra y que “Under Pressure” fue número 1, el segundo Top 1 después de “Bohemian Rhapsody”. EL resto de singles naufragaron. En esos días cada miembro del grupo componía por su lado y los rumores de proyectos paralelos y de separación empezaron a sonar, pero para nada llegaron a ser tan fuertes como aparece en la película sobre el grupo.

Jordi Tàrrega
Sobre Jordi Tàrrega 899 Artículos
Coleccionista de discos, películas y libros. Abierto de mente hacia la música y todas sus formas, pero con especial predilección por todas las ramas del rock. Disfruto también con el mero hecho de escribir.