Nervosa – Downfall of Mankind

Nuestra Nota


8 / 10

Ficha técnica

Publicado el 1 de junio de 2018
Discográfica: Napalm Records
 
Componentes:
Fernanda Lira - Voz, bajo
Prika Amaral - Guitarra, coros
Luana Dametto - Batería

Temas

1. Intro (1:12)
2. Horrordome (3:18)
3. Never Forget, Never Repeat (4:40)
4. Enslave (3:16)
5. Bleeding (3:48)
6. …And Justice For Whom? (3:35)
7. Vultures (4:10)
8. Kill The Silence (3:29)
9. No Mercy (3:41)
10. Raise Your Fist! (4:05)
11. Fear, Violence And Massacre (3:35)
12. Conflict (3:00)
13. Cultura do Estupro (3:11)
14. Selfish Battle – Bonus Track (3:26)

Multimedia



Escucha y compra

Este disco en Amazon: Nervosa – Downfall of Mankind
Todos los discos de Nervosa en Amazon


Hoy toca tralla y brutalidad de la buena. Nervosa, grupo nacido en 2010 y originario de Brasil, está formado por un trío de mujeres. De las fundadoras originales solo queda Prika Amaral, guitarra y al comienzo la cantante, hasta que llegó al cabo de poco Fernanda Lira, bajista y que pasó a ser la voz principal. Entre varias altas y bajas a lo largo de estos años en la formación, también podemos escuchar en este disco a la última incorporación, la nueva baterista Luana Dametto.

Esta banda se ha hecho un nombre rápidamente en la escena musical extrema. Sus letras se basan en problemas sociales que hay en su país como la política o la corrupción (no difiere mucho de lo que hay en nuestro país, la verdad) y sus influencias son, claramente, grupos como Sepultura, Slayer o Exodus. En 2014 sacó su primer disco, Victim of Yourself, al cabo de dos años Agony (2016), y hoy analizamos su último LP Downfall of Mankind (2018). Su éxito se basa en un thrash de corte “old school” ultra directo, aunque muy fresco –como grupos tipo Havok o Crisix y en este nuevo disco, sigue la línea continuista pero, a mi entender, superándose. En los otros trabajos, siempre han tendido a tener un punto death metal, pero en el que hablamos hoy, en muchas canciones está justo en la raya de lo que separa un estilo y otro.

Yo no he sido nunca fan que digamos del típico thrash metal ochentero, no me acababa de cuadrar esos riffs con la voz aguda, como la mayoría de grupos hacían. Aunque sí que evidentemente lo escuchaba y disfrutaba, este estilo lo asociaba más con grupos con frontmans de voces graves y penetrantes. En el caso de las paulistas he de decir que me han entrado de primeras, supongo al ser un disco mucho más directo y enérgico y sonar mucho más death -si cabe- que los anteriores trabajos. Es curioso como un género tan trillado, haya grupos como los comentados que sean aún capaz de generar cierta sorpresa. Y todo hay que decirlo, la voz de Fernanda es excepcional, con unos gritos rabiosos, por parte de Prika Amaral hay unos “riffacos” impresionantes y Luana Dametto es un taladro percutor. Vamos pues a rascar, para sacar la costra y hurgar en este magnífico trabajo del trío brasileño.

“Intro”, el primer tema introductorio, como muy bien indica, te indica el camino que seguirá este disco, con unas voces susurrantes y unos punteados tétricos, con un ambiente muy underground que le dan un aire muy, muy siniestro. Y comienza la tralla en “Horrordome”, con una batería rápida, unos desgarradores gritos y unos riffs afiladísimos, para cortarte en dos. Seguimos con “Never Forget, Never Repeat”, más thrash rapidísimo con cierto aire death metal en sus cambios.

En “Enslave” nos encontramos con un tema igual que los anteriores pero con más cortes diferentes. De momento el camino que siguen es un thrash no demasiado “primigenio”, más de los noventa. Continuamos con” Bleeding”, muy death, y partes con unos riffs más graves. La siguiente “…And Justice for Whom?” volvemos a un thrash más ochentero. Seguimos con “Vultures” tema en general a medio tiempo, estando en medio de los dos estilos que hemos comentado.

Con “Kill the Silence” y “No Mercy” se nos presentan otros temas de corte thrash muy afilado y machacón, del que engancha. La canción “Raise Your Fist! es otra de las tralleras, con una esencia muy reivindicativa, con cierto toque punk. Nos acercamos a las últimas canciones y “Fear, Violence and Massacre” es otro tema degollador en todos sus sentidos, voz, riffs, solos y batería. Igual podríamos decir de “Conflict”. La penúltima canción “Cultura do Estupro” es de corte death, desgarradora y aportando una voz más grave. Y llegamos a la última (bonus) “Selfish Battle”, donde se nos presenta un tema entre hard rock y heavy metal donde Prika Amaral canta con voz clara y hay un par de solos excepcionales.

Terminado de desgranar este magnífico “Downfall Of Mankind” (2018), puedo asegurar que para todos los amantes del thrash metal y death metal de sonido ochentero y noventero, les encantará este discazo rabioso, oscuro y lleno de ira, tendrán tralla hasta hartarse. Para los que no son muy fanáticos de este estilo, os puedo asegurar que se tiene que dar una oportunidad a esta banda brasileña. En mi caso, como he comentado anteriormente, no era muy fan del estilo “old school”, pero al escuchar Nervosa he cambiado rápidamente de parecer. Canciones que enganchan desde la primera nota, directas a la cabeza y para disfrutarlas gritando. De verdad, se tiene que escuchar.

Dídac Olivé
Sobre Dídac Olivé 124 Artículos
Soy de esa generación que la “post-pubertad” lo pilló entre el metal primigenio (lo que llamamos ahora old school) y la nueva ola que fue el Nu metal, es decir, pasado mediados de los 90. Me encantan muchos estilos pero sobretodo el rock clásico y evidentemente el metal, este último es una forma de vida y encima me gusta desgranar y reconocer la riqueza de todos sus subgéneros. Uno ya tiene su edad (los mechones blancos en la barba no están por que sí) pero no me cierro para nada a grupos nuevos, eso sí, mientras haya fuerza y calidad, aunque hoy en día hay mucha. Como nacido justo entrados los ochenta también se incluye que soy un friki de cuidado (rol, videojuegos, Star Wars, pelis Gore, literatura fantástica y un largo etc.) vaya que toco de todo un poco. En resumen, espero contagiaros mi pasión metalhead a la vez que disfrutáis de mis aberrantes destripes.