Die Krupps – Songs From the Dark Side of Heaven

Nuestra Nota


8 / 10

Ficha técnica

Publicado el 28 de mayo de 2021
Discográfica: SPV GmbH
 
Componentes:
Jürgen Engler - Voz
Marcel Zürcher - Guitarra
Nils Finkeisen - Guitarra
Paul Keller - Batería
Ralf Dörper – Teclados, sintetizadores

Temas

1. The Number One Song in Heaven (3:51)
2. Chinese Black (feat. Jyrki 69) (3:43)
3. Whip It (Devo) (2:41)
4. (Don’t Fear) The Reaper (feat. James Williamson) (4:23)
5. To Hell With Poverty! (feat. Big Paul Ferguson) (4:53)
6. No More Heroes (feat. Ross the Boss) (3:32)
7. Another One Bites the Dust (3:04)
8. Marilyn Dreams (4:11)
9. Collapsing New People (4:22)
10. New York (Version 9/11) (5:59)

Multimedia


Escucha y compra

Este disco en Amazon: Die Krupps – Songs From the Dark Side of Heaven
Todos los discos de Die Krupps – Songs From the Dark Side of Heaven en Amazon


Nunca fui un gran seguidor de lo industrial, pero los años te hacen apreciar lo que en su día uno desprecia por juventud y por desconocimiento. Desde Alemania, y concretamente desde 1980 los Die Krupps pelean en la vieja tradición de techno industrial agresivo, con el añadido del heavy metal, que tan buenos momentos nos ha dado. Desde Blind Passengers, Warning, pasando por Ooomph! hasta Rammstein, hay un elenco espectacular de grupos con discos y temas que bien merecen aplauso y reverencia.

Esta vez los de Jürgen Engler tributan a las bandas que más les han influenciado y gustado a lo largo de los años, y de verdad que lo de las versiones se les da de maravilla, adaptándolas a su estilo. Lo más notable del disco es el espectacular elenco de invitados que aquí participan dando forma a un disco redondo e ideal para adentrarse a su propuesta musical. Hay también un tributo a los ídolos caídos que van desde Freddie Mercury a Andy Gill.

Precisamente yo les conocí con la espectacular versión del “Fire” de Arthur Brown, con su protagonista atado a un camión. Imposible olvidar esa maravilla de 1997. Aquí el disfrute es notable empezando por ese “Another One Bites the Dust” de Queen, al que le sacan jugo de ese enorme y mítico riff al que dotan de samplers y un sonido moderno, pero no invasivo. Antes marca camino y terreno el “The Number One Song in Heaven” de los Sparks, bien llevada a su terreno y bien recargada de tecnología y sonido de pub after. Temazo de 1979 que ya invitaba a ser remezclada con todo el arsenal sónico de Die Krupps, aunque sin las voces celestiales de sus protagonistas.

Ralf Dörper, otro de los supervivientes, disfruta de su arsenal de teclados y sintetizadores sobrecargando el “Chinese Black” de The Neon Judgement. Ojo que aquí cuentan con Jyrki 69 de The 69 Eyes dándolo todo. Pura diversión acelerada y que se mantiene con el clásico de Devo “Whip It”. La electrónica de la misma les da muchísimo juego intercalando las frases y usando distorsionadores de voz robóticos. El “(Don’t Fear) The Reaper” de Blue Öyster Cult ha quedado impecable, siendo de las más difíciles de trasladar a su sonido. Aquí participa un Stooge como es James Williamson.

Tributo a Andy Gill en el clásico de Gang of Four “To Hell with Povetry!”. Pude ver a Gang of Four en un Azkena y siguen siendo un tremendo grupo con un directo demoledor. El groove conseguido con la base electrónica le da una nueva vida a la canción. Mantienen los alaridos inclusive siendo un excelente homenaje a los maestros. Tremenda es también el “No More Heroes” de los Stranglers, uno de sus himnos más celebrados. Queda más acompasada con los tiempos marcados, con los muchos detalles de guitarra de Marcel y Nils y con ese extra de reverb. Pero aquí el que se lleva la palma a las seis cuerdas es todo un Ross the Boss, ex de Manowar.

Los terrenos New Romanthics quedan aquí cubiertos con “Marilyn Dreams” de B-Movie, con ese mítico riff de teclado. Hay también esa delicada y cibernética “Collapsing New People” de Fad Gadget de 1983. Mítico videoclip con plumas y percusiones con botellas vacías de Perrier. Nos despiden con otro clásico cibernético como es “New York New York” de MCL y con golpes percusivos en una especie de yunque.

Die Krupps siempre han tenido buenas ideas y se les ha dado de fábula eso de hacer versiones. Tienen un EP de covers de Metallica incluso. Han tenido sus altos y bajos y en los 2000 estuvieron separados. Varios de sus miembros han hecho importantes grupos paralelos, pero Jürgen y Ralf se mantienen al pie del cañón. Pioneros en lo de mezclar la electrónica con el heavy metal siguen dándonos buenos argumentos 40 años después. Un disco muy disfrutable.

Jordi Tàrrega
Sobre Jordi Tàrrega 689 Artículos
Coleccionista de discos, películas y libros. Abierto de mente hacia la música y todas sus formas, pero con especial predilección por todas las ramas del rock. Disfruto también con el mero hecho de escribir.