Canciones perfectas: «The Power of Love» de Frankie Goes to Hollywood

Frankie Goes to Hollywood es una agrupación que surgía en 1980 de la unión de los cantantes Holly Johnson (ex de Big in Japan) y Paul Rutherford (ex de The Spitfire Boys). La banda se completaba con Mark O’Toole al bajo, Brian Nash a la guitarra y Peter Gill a la batería. Tomaron el nombre de una portada de la revista The New Yorker que informaba de la llegada de Frank Sinatra al famoso barrio de Los Ángeles con una foto del cantante, y con esa presentación tan original. La banda liderada por Holly Johnson logró situarse como uno de los referentes del panorama musical de la década.

Unas canciones que dieron que hablar… ¡Y mucho!

La trayectoria del grupo está ligada a la polémica levantada por la temática de sus canciones. En 1983 provocaron con “Relax”, un tema que, poco tiempo después y advertida de la letra del mismo, que describía abiertamente una relación sexual, la BBC decidió retirar de toda su programación tanto radiofónica como televisiva. Pero a pesar de todo, algunos DJs «rebeldes» la continuaron emitiéndolo. Dicha postura provocó, como suele ocurrir en este tipo de casos, un efecto contrario al deseado y altamente favorable a Frankie Goes to Hollywood puesto que, en los días subsiguientes, celebró la llegada del tema al número uno de todos los charts.

A principios de 1984 la controversia vino por el contenido político de Two Tribes que, a pesar de tener un cariz pacifista, se la relacionó con la guerra nuclear. A finales de ese mismo año el grupo sorprendió a todo bicho viviente con “The Power of Love”, una pieza escrita por Holly Johnson, Peter Gill, Mark O’Toole y Brian Nash, cuatro de los cinco miembros de la banda, y la canción fue publicada a finales de 1984.

Se trata de una balada sorprendentemente inspirada y bien arreglada que abordaba la espiritualidad y la religión, consiguiendo llegar al número 1 en diciembre y que otorgó al grupo el honor de ser la primera formación desde que Gerry and the Pacemakers, también de Liverpool, lo hicieran en 1963, en conseguir el número 1 de ventas con los tres primeros trabajos publicados, aunque personalmente pienso que calificar de número 1 un tema como Two Tribes resulta cuanto menos… atrevido. Los otros dos sí porque en mi opinión “Relax” fue un tema que rompió moldes y viejos tabúes, y en el caso de “The Power of Love” porque es una maravilla de canción, aunque no cuadre demasiado con el alocado talante del grupo.

Desmenuzando «The Power of Love»

Esta balada consiguió un gran éxito en diciembre de ese año gracias al guión de inspiración navideña elegida para el videoclip (que, en esta ocasión, no fue censurado) aunque también levantó cierta polémica. Sin embargo, ha acabado convirtiéndose por méritos propios en todo un clásico de estas fechas. Equivocadamente, eso sí, porque su letra no hace en ningún momento referencia alguna a la Navidad, aunque las cadenas de radio y televisión la tengan en cuenta únicamente en esta festividad. “The Power of Love” muestra imágenes de los tres Reyes Magos avanzando hacia la adoración, pero no aparece ningún miembro del grupo, a los cuales sólo se les ve en unas imágenes añadidas a los fotogramas, en el marco de la imagen, como querubines del barroco.

La canción fue precedida por una campaña publicitaria que seguía una estrategia de hechos consumados que afirmaban que “The Power of Love” era el tercer número 1 del grupo cuando en realidad esto todavía no era así, pero el apoyo final le vino dado por el Band Aid, un proyecto benéfico para la gente del Tercer Mundopromovido por el líder de los The Boomtown Rats, Bob Geldof, para el cual el propio Holly Johnson grabó un mensaje en su cara B, y este hecho, ahora sí, significó que “The Power of Love” consiguiera colocarse en el número 1. Aunque sólo pudo serlo durante una semana, antes de que fuera desplazado por un tema, también del mismo proyecto Live Aid: “Do They Know It’s Christmas?”, que era la réplica inglesa al “We Are the World”.

“The Power of Love” pertenecía al primer álbum del grupo que, con el sugerente nombre de Welcome to the Pleasuredome, se vendió relativamente bien, pero no tuvo una buena acogida por la mayor parte de la crítica a pesar de que incluyera esos tres temas. En este álbum se pueden encontrar también una serie de versiones de canciones como “Born to Run de Bruce Springsteen, “Do You Know the Way to San Jose” de Dionne Warwick o “Ferry Cross the Mersey” de Gerry and the Pacemakers, junto a parodias de temas de ámbito local.

Veredicto

Como curiosidad acabaré diciéndoos que a finales de 1984 la BBC levantó por fin la censura de Relax para permitir a la banda interpretar la canción en la edición navideña del programa Top of the Pops por haber sido, junto con “The Power of Love”, el sencillo más vendido del año, lo cual a mi modesto entender constituye un contrasentido manifiesto. Levantar la censura de una canción de marcadas connotaciones sexuales en Navidad, con todos los niños en casa viendo la televisión o escuchando la radio… ¿Dónde se ha visto (u oído) esto? ¡Y en Inglaterra, nada menos!

La respuesta es bien sencilla: no se puede luchar contra el poder generado por las grandes discográficas o, dicho de otra manera, “la pela es la pela”… ¡Felices Reyes a tod@s!