Canciones perfectas: «Schism» de Tool

Y sin darme cuenta me vuelvo a encontrar con otra canción perfecta de Tool. Con motivo del 20º Aniversario de Lateralus, posiblemente su opus magna, me decido -sin mucho pesar- a hablar de «Schism», canción no solo perfecta, sino más bien pluscuamperfecta.

Porque Lateralus es un disco perfecto. Al igual que lo es Wish You Were Here (1975) de Pink Floyd, Ride the Lightning (1984) de Metallica u OK Computer (1997) de mis amados Radiohead. Discos que arrasaron con el concepto establecido de la música y el rock, reinventaron las normas, allanaron el camino del futuro y la evolución. ¿Qué otro disco suena a Lateralus? Ninguno, ni siquiera los propios Tool lograron alcanzar la perfección con su posterior trabajo 10.000 Days.

Dentro de un disco tan verraco y bello, encontramos una colección de canciones simplemente perfectas y la elección de cada individuo puede ser una u otra pieza. Personalmente tenía varias opciones: «The Grudge», «Parabola», «Lateralus» o «Schism». Y tirando en este caso de corazón, me quedo con la última de ellas. Pues si debo tirar de concepto y calidad, todas serían dignas de deshojarse aquí.

Lateralus en cifras y ciencia

Resumen rápido y numérico del disco: año 2001. 76 minutos de disco en 13 canciones. Mejor disco de metal progresivo de todos los tiempos según Rateyourmusic con una valoración de 3.93/5. Mejor disco de metal de 2001, superando dos clasicazos como Jane Doe de Converge y Blackwater Park de Opeth; curiosamente, los tres discos comparten un 3.93/5 en el mismo portal.

Si vamos a indagar un poquito más y entramos en temas más complejos, los fans de Tool sabrán de la relación de Lateralus con la secuencia de Fibonacci.

Si tiramos de Wikipedia para los que no estáis familiarizados con el concepto Fibonacci: En matemáticas, la sucesión o serie de Fibonacci es la siguiente sucesión infinita de números naturales. La sucesión comienza con los números 0 y 1; a partir de estos, «cada término es la suma de los dos anteriores», es la relación de recurrencia que la define.

A los elementos de esta sucesión se les llama hijos de Fibonacci. Tiene numerosas aplicaciones en ciencias de la computación, matemática y teoría de juegos. También aparece en configuraciones biológicas, como por ejemplo en las ramas de los árboles, en la disposición de las hojas en el tallo, en las flores de alcachofas y girasoles, en las inflorescencias del brécol romanesco, en la configuración de las piñas de las coníferas, en la reproducción de los conejos y en cómo el ADN codifica el crecimiento de formas orgánicas complejas. De igual manera, se encuentra en la estructura espiral del caparazón de algunos moluscos, como el nautilus.

Lateralus bebe directamente de la ciencia y basa muchos de sus conceptos en la serie Fibonacci, des de la estructura de las canciones al orden de las canciones del disco. Si queréis saber más del tema, os aconsejo que entréis al enlace que os dejo aquí. No tiene desperdicio.

«Schism»

Situada en la quinta posición del disco y con 6:47 minutos de duración, «Schism» es una de las canciones estandarte de la banda. Fue el primer sencillo del disco y vino acompañado de un videoclip muy interesante. En 2002 se llevó el Grammy a la Mejor interpretación de metal y el premio Billboard a la Canción rock contemporánea del año.

«Schism» es conocida como un excelente ejemplo del uso de Tool de ritmos complejos y cambiantes. También es bien conocida por su distintiva línea de bajo.

La mayoría de las canciones de Lateralus utilizan las matemáticas y la ciencia como metáforas de los problemas humanos. El cantante Maynard James Keenan dice sobre la canción:

«Todo se trata de relaciones. Aprender a integrar la comunicación en una relación. ¿Cómo somos como amantes, como artistas, como hermanos? ¿Cómo vamos a reconstruir este hermoso templo que hemos construido? ¿Y eso se derrumbó? Es una cuestión de relación universal.»

En cuanto al gancho característico de la canción, el bajista Justin Chancellor dijo:

«El riff curioso de «Schism» proviene de una tontería. Simplemente toco tanto como puedo y no escribo cosas, así que cuando tengo una buena idea, toco hasta que no pueda olvidarlo.»

Esta canción es un perfecto ejemplo del uso de Tool de compases poco comunes en su música, haciéndola muy compleja. En vista más detallada de esto, el riff principal está en un compás alternado de 5/8 + 7/8, mientras en el interludio se utilizan un patrón de compases 6/8 + 6/8 + 6/8 + 3/8 + 3/4, y muchos otros cambios de compás. La banda dijo cómicamente que la canción está en 6.5/8.

Letra e interpretaciones

La letra original en inglés:

«I know the pieces fit cuz I watched them fall away
Mildewed and smoldering. Fundamental differing.
Pure intention juxtaposed will set two lovers souls in motion
Disintegrating as it goes testing our communication
The light that fueled our fire then has burned a hole between us so
We cannot see to reach an end crippling our communication.

I know the pieces fit cuz I watched them tumble down
No fault, none to blame it doesn’t mean I don’t desire to
Point the finger, blame the other, watch the temple topple over
To bring the pieces back together, rediscover communication.

The poetry that comes from the squaring off between,
And the circling is worth it.
Finding beauty in the dissonance.

There was a time that the pieces fit, but I watched them fall away
Mildewed and smoldering, strangled by our coveting
I’ve done the math enough to know the dangers of our second guessing
Doomed to crumble unless we grow, and strengthen our communication.

Cold silence has a tendency to atrophy any
Sense of compassion
Between supposed lovers/brothers.»

Y, más o menos, en español:

«Sé que las piezas encajan porque las vi caer.

Enmohecido y humeante. Diferencia fundamental
La pura intención yuxtapuesta pondrá en movimiento las almas de dos amantes
Desintegrando a medida que avanza probando nuestra comunicación
La luz que alimentó nuestro fuego ha abierto un agujero entre nosotros
No podemos ver llegar a un final paralizando nuestra comunicación.

Sé que las piezas encajan porque las vi caer
Sin culpa, nadie a quien culpar, no significa que no desee
Señalar con el dedo, culpar al otro, ver cómo se cae la sien
Para volver a unir las piezas, redescubra la comunicación.

La poesía que nace del enfrentamiento entre,
Y vale la pena dar vueltas
Encontrar la belleza en la disonancia.

Hubo un tiempo en que las piezas encajaron, pero las vi caer
Enmohecido y humeante, estrangulado por nuestra codicia
Hice las matemáticas lo suficiente como para conocer los peligros de nuestra segunda conjetura
Condenados a desmoronarse a menos que crezcamos y fortalezcamos nuestra comunicación.

El silencio frío tiende a atrofiar cualquier
Sentido de la compasión
Entre supuestos amantes / hermanos.»

Es sabido que la calidad artística de Tool va más allá del plano musical. Las letras acostumbran a no dejar indiferente a nadie y «Schism» no es una excepción.

Schism traducido significa cisma. Un cisma es una separación o división en facciones. En general, esta canción trata sobre cómo el mundo ha olvidado el verdadero significado de quiénes somos y hacia dónde vamos. Estamos siendo guiados intencionadamente para crear orden y comodidad.

El primer verso habla de saber que las piezas caídas encajan, esto sugiere que la humanidad está olvidando cómo comunicarse y creer (religiosamente hablando, creer en algo superior).

También dice encontrar la belleza en la disonancia o en los sonidos ásperos y desagradables, o encontrar la belleza en el mundo sin importar cuán oscuro y desagradable sea porque solo estamos aquí por mucho tiempo. Estamos condenados a ser, a falta de un término mejor, dejados atrás si continuamos dudando de nuestro instinto natural y continuamos negando nuestra tarea divina de amor y unidad con la fuente.

Video

El video musical oficial de «Schism» fue dirigido por Adam Jones y filmado en Los Ángeles. Cuenta con una combinación de metraje real con otras técnicas de stop motion conocidas de los videos anteriores de Tool. El video se abre con «Mantra», pista corta introductoria que aparece justo antes de «Schism» en el álbum. La parte central de guitarra se acortó para el video.

El video tiene igualmente muchas formas de interpretación, tiene una sensación psicodélica formidable, presentando el concepto alquímico comúnmente conocido como «cuadrar el círculo», el hombre y la mujer interactuando a un nivel infrahumano, símbolos de la purificación de cuerpo y mente así como la unión de los opuestos.

Otros detalles y cifras

Una versión extendida de la canción se realiza en vivo. «Schism» fue la única entrada de Tool en el Billboard Hot 100 hasta Fear Inoculum en 2019, alcanzando el puesto 67 y permaneciendo en las listas durante 20 semanas. También alcanzó el número dos en las listas de Canciones alternativas y Mainstream Rock Tracks. Casi alcanzó el número uno en ambas listas, pero fue bloqueado detrás de «It’s Been Awhile» de Staind. La canción aparece en el videojuego Guitar Hero World Tour (2008).

Opinión del autor del artículo

Para no caer en la repetición de los primeros párrafos del artículo, simplemente voy a incidir en la capacidad real de Tool de crear canciones y discos perfectos. Porqué si hay una banda con la capacidad tan íntegra de buscar lo mejor de si en cada momento, estos son Tool.

«Schism» es una canción soberbia y brutal, de una calidad inmaculada y una temática intensa e incluso conmovedora. La calidad creativa y compositiva de Maynard queda más que definida en Lateralus, uno de los discos más completos de todos los tiempos.

Beto Lagarda
Sobre Beto Lagarda 480 Artículos
Rock en todas sus extensiones