5 canciones para amenizar, en la medida de lo posible, el conflicto ruso-ucraniano según… Jaime Arjona

Science of Noise no es medio musical bélico ni mucho menos político, pero por mucho que estemos en contra de ciertas cosas no podemos dejar de obviar lo que actualmente está pasando en Ucrania. A los que nos suelen interesar un poquito más estos temas sabemos que La Guerra ruso-ucraniana no empezó ni mucho menos ayer, pero si que ha sido en estos últimos meses cuando ha tomado un cariz más dramático y delicado. No voy a pronunciarme sobre este grave conflicto, la guerra de la desinformación y la hipocresía, pero no puedo dejar me invada una enorme tristeza cuando veo, que como siempre, el que sufre toda esta tragedia es el pueblo, sea el que sea, que aquí, como en TODAS las guerras, al final habrá muchísimos perdedores y muy muy poquitos vencedores. Muerte, destrucción, hambre, pobreza, odio, miseria… es el alto precio que se paga por culpa de la locura de unos cuantos chalados con poder que son jaleados por otros que lo único que saben hacer es echar más leña a esa catastrófica hoguera para después lavarse las manos. Parece que no son conscientes que estos conflictos tienen fatales consecuencias, como la devastación de ciudades y regiones enteras provocando desplazamientos forzados y nuevas olas de refugiados, ya sean rubios con los ojos azules o más oscuros que el tizón.

En mi mundo perfecto, donde no habría abusivos gastos de gestión por un ticket de un concierto y estaría felizmente casado con Audrey Tautou, existiría una larga extensión de millones de hectáreas, muy alejadas de toda civilización posible, donde mandaría a todos estos líderes mundiales psicópatas y a todos sus borregos, únicamente dejándoles llevar sus respectivos y absurdos trozos de telas de colorines que cuelgan de un palo a darse de ostias los unos con los otros para que nos dejasen a los demás vivir en paz y poder disfrutar, entre otras muchas cosas, de este Top 5 formado por dos bandas rusas, dos ucranianas… y una soviética…

 

«Pisces»

Artista: Jinjer
Álbum: King of Everything (2016)
Autores: Tatiana Shmaylyuk, Eugene Abdiukhanov, Roman Ibramkhalilov y Dmitriy Kim

Sin lugar a dudas, actualmente es la formación más conocida del panorama musical del país de las muñecas Motanka. Liderados por su versátil vocalista, Tatiana Shmaylyuk, han gozado en los últimos años de un ascenso meteórico que les ha llevado a estar muy arriba en los carteles de la mayoría de festivales. “Pisces”, el último signo del zodiaco, es un temarraco que ya se ha convertido en todo un clásico de la banda. De primitivo desarrollo acústico, Tatiana bascula entre lo melódico y lo gutural a las mil maravillas, haciendo gala de ese potencial que el universo le ha dado. Hermosas texturas de guitarra y un trabajo muy sobrio en la batería para el tema que dio a conocer a Jinjer a un público mayor.


«… and a Cross Now Marks His Place»

Artista: 1914
Álbum: Where Fear and Weapons Meet (2021)
Autor: Capt. John B. Kumar, Sgt. Andrew Knifeman, Pvt. Liam Fissen, Pvt. Armen Bleckley y 1Lt. Serge Russell

Si hay una banda que explica muy bien los entresijos de las guerras esta es 1914, que basan sus letras en la temática de la Primera Guerra Mundial, esa absurda guerra donde la alta aristocracia usó como peones a la clase obrera. Blackened death metal, doom, sludge… para una banda que con tan sólo tres discos han conseguido posicionarse en una privilegiada posición en la pole para abanderar los próximos años el metal extremo. En “… and a Cross Now Marks His Place”, uno de los mejores bombazos de su último disco, colabora Nick Holmes (Paradise Lost). Épico doom/death que se marca la banda originaria de Liviv (Leópolis), ciudad del oeste de Ucrania de fuerte pasado polaco y austrohúngaro.


«Yariló»

Artista: Arkona
Álbum: Goi, Rode, Goi! (2009)
Autora: Masha “Scream”

La formación originaria de Moscú empieza a ser una veterana en la movida pagan/folk metal. Basando su música en la mitología eslava y usando instrumentos como la gaita, la flauta o el arpa, se han convertido en uno de los nombres propios de la escena juntamente con Korpiklaani, Eluveitie o Ensiferum. Habiendo cumplidos ya veinte años de carrera llevan bajo sus haraposos atuendos una decena de discos. “Yariló” suele ser usado para cerrar sus conciertos y poner a su público patas arriba. Alegre corte que le vendría de perlas a más de un dirigente para des estresarse y relajar la raja.


«Closer Than Flesh»

Artista: Katalepsy
Álbum: Terra Mortuus Est (2020)
Autor: Katalepsy

También desde Moscú nos llega esta banda de burrote death metal que con un par de álbumes a las espaldas se ha convertido en uno de los estandartes rusos del género. En su último disco, Terra Mortuus Est (2020) dan un salto de calidad y a su característico estilo le añaden elementos como el hardcore o el groove. Ese disco es abierto de manera contundente por “Closer Than Flesh”, agresivos riffs energéticos para aguantar la respiración durante un buen rato.


«Bang»

Artista: Gorky Park
Álbum: Gorky Park (1989)
Autores: Alexey Belov y Nikolai Noskov

Seguramente Gorky Park fue la banda que más partido supo sacar de toda aquella parafernalia icónica de la oz y el martillo en plena perestroika. Si en una ochentera Guerra Fría, Ivan Drago desembarcaba a lo grande en los States cargándose a ostias a Apollo Creed, los hard rockeros moscovitas, de la mano del Jon Bon Jovi más empresario, lo hacían un par de años más tarde pero de una forma menos violenta y más simpática con hits como “Moscow Calling”, “Bang” o “Peace in Our Time”. La Cenicienta del Peace Moscow Festival, ridículamente estereotipados para contentar al público yankee, gozaron de su momento de gloria en Estados Unidos durante un par de años, por eso merecen cerrar este top.

Avatar
Sobre Jaime Arjona 50 Artículos
Pota Blava y fanzinero de los 90. La música siempre ha sido una de mis grandes pasiones, y aunque el Metal es mi principal referencia, no he parado de moverme por diferentes estilos sin encerrarme a nada. Con los años el escribir también se convirtió en otra pasión, así que si junto las dos me sale la receta perfecta para mi droga personal. Estoy aquí para aportar humildemente algo de mi locura musical, y si además me lo puedo pasar bien…pues de puta madre.